Se trata del Instituto Jorge Vocos Lescano, donde alumnos y profesores mantienen el horario de clases aunque su dictado sea online.


La creatividad en tiempos de coronavirus será otro de los temas de los que se hable cuando la pandemia pase y la vida vuelva a la “normalidad”.

Las nuevas herramientas tecnológicas permiten desarrollar múltiples actividades y acciones para no sentir tanto el aislamiento, para mantenernos conectados y para sentirnos más cerca.

Pero también, la tecnología junto con la creatividad de las personas, es la que está permitiendo que en un colegio de Río Segundo las clases continúen casi con normalidad.

En el Instituto Jorge Vocos Lescano el timbre sigue sonando a las 7.25h, aunque ahora lo haga a través de un GIF; y los alumnos y profesores se siguen saludando diariamente al iniciar la jornada escolar -ahora lo hacen a través de Whatsapp-, para luego izar la bandera a través de un GIF.

Los alumnos se reúnen en un grupo de Whatsapp, allí se les sigue tomando asistencia y pueden seguir la clase en tiempo real pero de manera online. Cada docente elige la aplicación digital de su preferencia para brindar la clase, que puede ser Zoom, Google classmate o Padlet.

Con videos, fotos, audios, GIFs, y cuanta estrategia se le ocurra al docente, los alumnos utilizan las nuevas tecnologías para no perder clases y seguir su rutina escolar, sin tener que ir hasta la escuela. Los alumnos celebran la iniciativa, innovación que el sistema escolar venía requiriendo a gritos desde los últimos años ante estudiantes avezados a la tecnología y currículas quedadas en el tiempo.

El Instituto tiene alrededor de 400 alumnos entre nivel inicial, primario y secundario, y en todos se ha implementado el mismo sistema de aula en casa.

Los trabajos son realmente sorprendentes y la dedicación y entusiasmo de los alumnos se ve reflejada en la realización de cada consigna propuesta por los docentes. Para ver sus trabajos ingresá a la página de Facebook: Inst. Jorge Vocos Lescano – Río Segundo




Comentarios