Si bien en medio de la pandemia y la fecha de inicio de clases todos los ojos están puestos en la situación epidemiológica y la llegada de las vacunas, lo cierto es que hay otro factor que se debe tener en cuenta, los docentes y personal auxiliar, en su mayoría enrolados en ATE.

Si bien desde la Asociación Docentes de Santa Cruz (ADOSAC) ya señalaron en reiteradas ocasiones que no están dadas las condiciones para el retorno a clases, se le debe sumar algo relevante que se tiene en cuenta con o sin pandemia, que es la negociación salarial.

Este miércoles 18 de febrero se volverán a reunir los gremios docentes con el Consejo Provincial de Educación (CPE). Será la primera del año y definirá también el retorno a clases.

congreso de adosac

En líneas generales y tal como sucedió el año pasado, los gremios de la educación mantienen la postura de igualar el salario al costo de la canasta básica.

Vale señalar que el compromiso de sentarse a discutir en mesa quedó desde el año pasado en la última reunión, donde se logró hasta el momento, el más actualizado acuerdo salarial.

La postura de ADOSAC

A través de un comunicado de prensa enviado la semana pasada, desde el gremio docente de escuelas públicas dejaron en claro su postura no solamente sobre la situación salarial y de cara a las paritarias, sino también sobre lo sanitario.

“Desde ADOSAC destacamos y reivindicamos el respaldo de nuestros compañeros a la decisión planteada en primera instancia por los paritarios, luego ratificada en plenario de Secretarios Generales, de no asistir de manera innecesaria y riesgosa a cumplir horarios en los establecimientos durante el mes de febrero. Los motivos fueron ampliamente expuestos y entendemos que el CPE a pesar de tener una idea previa diferente, concluyó en adherir al sentido común que se impone ante la situación epidemiológica”, informaron.

ADOSAC en contra de decisión del CPE.

La última vez que se reunieron en paritaria, el CPE dejó fijada para este 18 de febrero la nueva reunión. En aquel entonces, se fijó el último año de lo que fue el 2020. La propuesta salarial consistente en llevar el valor punto a 118,5185 con los haberes de octubre representa en términos porcentuales un aumento del 5% al Básico, y agrega un ítem por Conectividad por un valor de $1500 con los haberes del mes de octubre.

El ítem por Conectividad, que en virtud del rechazo tampoco podrán percibir los docentes con los haberes de octubre, reviste carácter excepcional en tiempos de pandemia y tiende a aliviar, en términos económicos el gasto que los docentes deban realizar para mantener el vínculo pedagógico con los estudiantes. Por tanto calificarlo como una suma en negro que deteriora el salario porque no va al básico es un razonamiento erróneo.

La propuesta salarial explicitó además un incremento salarial para el mes de febrero de 2021, llevando el valor punto de 118,5185 a un valor de 121,8370, en términos porcentuales un 3,5%.