Tras la victoria de Mariano Werner en el Turismo Carretera que lo consagró como campeón de la máxima categoría del automovilismo argentino el domingo pasado, pudimos ver muestras de cariño de miles de fanáticos y fanáticos en distintos lugares. En Paraná, su ciudad natal, los vecinos lo recibieron en una gran caravana que recorrió la ciudad hasta llegar a la plaza principal.

Pero hay un fanático de Mariano que fue más allá con su pasión y decidió tatuarse la firma de su ídolo. Enzo Laborde vive en Olavarría; en diálogo con Vía Paraná contó que el tatuaje fue resultado de una promesa que hizo después de la carrera de la doble fecha de La Plata, donde el paranaense ganó las dos. “Sentí que él se la iba a jugar toda, que tenía el conjunto y el estaba intratable. Sentí con el corazón tatuarme la firma de el, y entonces lo prometí”, cuenta el joven fanático.

En relación a la imagen que eligió para el diseño, Enzo cuenta que “el tatuaje salió de una remera firmada que tengo con él, le tiré la idea a una chica de mí ciudad para ver si se animaba y me dijo que si”.

La respuesta de su ídolo

Mariano no solo que compartió la imagen que subió a sus redes sociales Enzo mostrando el tatuaje, sino que le envió un mensaje diciéndole que “estaba loco” y le agradeció por la promesa cumplida. “Cuando me responde Mariano fue como un cumplido. Yo quería mostrárselo, quizás el año que viene, si existe la chance de que el público vuelva a las carreras. Publiqué la foto, lo etiqueté y la vio”, cuenta.

El objetivo que buscó Enzo con su tatuaje fue “devolverle un poco todo lo que él nos da a los hinchas de Ford y a mí que soy fanático de él” reconoce, “que vea todo lo que genera en cada uno de los hinchas, y que todo va de la mano. Que si fuera un gran piloto pero no la gran persona que es, quizás no generaría esto”, agrega.

Un fanatismo de años

Enzo cuenta que empezó a seguir a Mariano cuando arrancó en el TC pista, “y me volví hincha fanático de él cuando debuta en el equipo del Guri. Mí familia hincha de Ford y del Gurí toda la vida”, recuerda y agrega que “el fanatismo se hizo cada vez más fuerte al pasar los años. Hoy que él sea campeón me llena de orgullo y felicidad, es inexplicable para mí. Porque cuando los resultados no se le daban sufrí mucho, pero nunca deje de creer en el cómo profesional y por supuesto como persona, que tuvo la suerte de verlo muchas veces en mí ciudad, Olavarría, y esa humildad que tiene, esa sencillez es única”.

El joven sigue al piloto paranaense desde hace 12 años y cuenta que tiene hasta el mate de él, “es infaltable para mí ese mate, que solo se usa los Finde que el corre”.

La imagen que compartió Enzo en sus redes sociales y que Mariano Werner compartióInstagram Enzo Laborde (Custom credit)