José Caccia, el responsable por la muerte de los pequeños Agustín (8) y Abril Kruk (3) en un trágico accidente en la Costanera, fue condenado este viernes a 10 años de prisión. La Justicia Penal mendocina le dio una pena más baja que la que solicitaron los abogados de la familia y la Fiscalía de Tránsito.

//Mirá también: Pidieron 18 años de prisión para el acusado por las muertes de Agustín y Abril en la Costanera

Pido disculpas a los familiares, tanto al padre como a la madre. Nunca tuve la intención de hacer algún daño”, dijo el imputado antes de que se dictara la sentencia.

La decisión fue de los jueces Diego Lusverti, Eduardo Martearena y Agustín Chacón, quienes le dieron a Caccia diez años de cárcel por “homicidio simple con dolo eventual en dos hechos y lesiones graves con dolo eventual” (por las lesiones sufridas por madre de los chicos). Además, el hombre no podrá manejar durante la misma cantidad de años.

Abril y Agutin Kruk que murieron atropellados en la costanera el 14 de diciembre de 2018.Ignacio Blanco | Los Andes

Desde la Fiscalía de Tránsito habían solicitado durante los alegatos finales una pena de 18 años para el acusado por el delito. Por su parte, el abogado querellante por la madre solicitó 25 años, el máximo para este delito. En tanto que los abogados del padre los niños solicitaron 20 años.

Por último, los abogados defensores Carlos Moyano y Agustina Maiddiona solicitaron la pena de 3 años y 3 meses por culposo con culpa temeraria.

Tragedia en Costanera

El 14 de diciembre de 2018, en Matienzo y Costanera, José Caccia conducía su Ford Fairlane con el que embistió a los chicos y a su madre, en un accidente protagonizado por tres vehículos. Agustín murió al día siguiente del siniestro en el Hospital Notti y su hermana, Abril, falleció el 22 de diciembre por una falla multiorgánica.

//Mirá también: Sobreseyeron a dos de los conductores de la tragedia de la Costanera

Caccia venía a una velocidad considerable (los testigos dicen que iba a más de 60 kilómetros), cuando intentó frenar el auto, pero finalmente se fue contra la vereda noroeste, donde estaba la familia Kruk, por cruzar para sir a una plaza. Madre e hijos resultaron gravemente heridos.