Gustavo Pirello, Fiscal de homicidios decidió imputar a Marcos Herrero, un supuesto especialista en búsquedas de personas y rastreos con perros de Río Negro, por los delitos de falsa denuncia, falso testimonio, encubrimiento y usurpación de títulos y honores, que trabajó en la búsqueda de Viviana Luna.

Este rastreador había sido contratado de manera particular por familiares de Viviana Luna, la mujer que desapareció de Potrerillos en 2016.

Especialistas y profesionales del Laboratorio de Huellas Genéticas de Mendoza lograron desenmascarar al famoso “perito” que había trabajado en otros casos resonantes a nivel nacional y que vino a trabajar a Mendoza en la búsqueda de Luna, pero que se comprobó “plantó” restos óseos.

Escuchas telefónicas, pruebas testimoniales de personas que trabajaron en la búsqueda y allegados ya habían advertido sobre la supuesta implantación de pruebas ya que los investigadores ya habían peritado el lugar en donde encontró un cráneo en Potrerillos, sitio que anteriormente ya había sido requisado también por la Policía.

Viviana Luna

Estas pruebas incriminaron a Herrero, pero lo fundamental fue el trabajo realizado por el Laboratorio de Huellas Genéticas de Mendoza que determinó dos situaciones muy graves que juegaron en su contra, los huesos hallados en Potrerillos –restos pertenecientes a un hombre- son iguales a los que el rastreador encontró en San Cruz en otra búsqueda y que esas dos muestras estaban contaminadas por Herrero.

“Esto terminó confirmando la sospecha inicial que teníamos, en relación a que esos huesos fueron traídos por Herrero y puesto en Potrerillos, queriendo burdamente hacerlos pasar por restos de Viviana Luna”, explicaron ante la prensa esta mañana, el jefe de la Fiscalía de Homicidios Fernando Guzzo y el fiscal de Homicidios Gustavo Pirrello.

Cinco años de la desaparición de Viviana Luna

Un día como hoy, 7 de diciembre, pero de 2016, Viviana Luna desaparecía luego de que saliera de una cabaña de Potrerillos en la que había ido por una entrevista de trabajo y nunca más regresó con su familia.

Y desde entonces continúa su búsqueda, ya que dieron negativo la infinidad de medidas que se realizaron para encontrarla, incluso se ofrece una recompensa para quien aportes datos sobre su paradero.

Viviana Luna, desaparecida desde diciembre de 2016 en Potrerillos

En horas de la mañana de este martes, hubo una concentración en la que reclamaron por la aparición de Luna en las puertas de la Fiscalía de Mendoza, en las calles Belgrano y Peltier. Mientras que también se realizaron distintas actividades en Potrerillos, donde fue vista por última vez.

Su familia insiste en que “a las personas no se las traga la tierra” y encabezó una lucha que continúa.