Con el objetivo de crear alternativas de emergencia ante posibles incendios, los cuales ya desbastaron más de 200 mil hectáreas en el Sur de Mendoza, se están ocupando de las  próximas obras sobre la pista de aterrizajes de la ciudad de Monte Comán, donde se invertirá un millón de pesos.

Asimismo se realizan los aprestos previos a las inspecciones a los campos para controlar que tengan las picadas cortafuego en condiciones, como marca la ley, y se harán 300 kilómetros nuevos de picadas entre la zona este y el sur, según confirmó a FM Vos, Guillermo Ferraris, del Plan Provincial de Manejo del Fuego.

Al respecto, Ferraris detalló que "se está trabajando con los distintos organismos del Estado, ha habido reuniones a nivel municipal y provincial. En la última en la ciudad de Mendoza con el intendente de Alvear, Walther Marcolini, el director de Ganadería, Defensa Civil y otras autoridades, se pactaron las tareas que hay que realizar".

Entre ellas, se están cruzando datos con Ganadería para inspeccionar las picadas cortafuego y hacer cumplir la ley 6.099. Mientras tanto, con el clúster ganadero se ha trabajado en el mejoramiento de las comunicaciones. Ya se instaló hace tiempo una repetidora en la zona de La Resolana.

La noticia es que la pista de aterrizaje, que estuvo envuelta en un conflicto judicial, ya se podrá usar, a diferencia de la temporada anterior, cuando el avión tenía que ir hasta el aeródromo de Alvear pese a tener la pista en la base de Monte Comán y el río Diamante al lado para cargar agua. Fuente: Diario San Rafael - FM Vos