Al mismo tiempo que expusieron su queja por no haber accedido "equitativamente" a la distribución de más 2.000 millones de pesos que Nación envió a Jujuy para hacer frente a la pandemia, los jefes comunales de la regiones de la Quebrada de Humahuaca y la Puna solicitaron al presidente Alberto Fernández "la intervención sanitaria" para esas zonas, donde se registra más de la mitad de casos de coronavirus de la provincia.

Ambas regiones concentran una población de más de 80.000 habitantes y "no cuentan con unidades de terapia intensiva ni con respiradores ante el eventual agravamiento del cuadro de salud de pacientes o crecimiento de casos de Covid-19", indicaron fuentes de esas comunas.

En Jujuy el Comité Operativo de Emergencias (COE) reportó este viernes un total acumulado de 75 casos de coronavirus para la provincia desde el inicio de la pandemia, de los cuales al menos 29 pertenecen a la ciudad puneña de Abra Pampa, tres a la ciudad de Humahuaca y un caso en la fronteriza ciudad de La Quiaca.

Informe preliminar sobre la evolución del panorama sanitario en Jujuy, proporcionado por el COE a primera hora de esta tarde.

Un reporte oficial distribuido esta tarde por el COE da cuenta de seis nuevos casos detectados en las ciudades de Abra Pampa, Perico y Libertador General San Martín. 

"Lo más preocupante que estamos advirtiendo es la escalada de casos en tan corto período, que hace que estemos próximos a superar el promedio nacional", manifestaron en el petitorio dirigido al Presidente los jefes comunales de La Quiaca, Blas Gallardo; Purmamarca, Oscar Tolaba; Abra Pampa, Ariel Machaca; Susques, Santiago Mamaní; y Yavi, Mario Calisaya.

Revelaron además las autoridades municipales que "no accedieron equitativamente al reparto de los 2.100 millones de pesos que Nación mandó a nuestra provincia para insumos e infraestructura".

Personal de salud desplegado en la zona de la Puna trabajó esta semana en la toma de muestras con test PCR, en busca del Covid-19.

Al resaltar que la Puna  y la Quebrada de Humahuaca tienen "contacto directo con dos zonas fronterizas complejas" -por Chile y Bolivia-, señalaron "la insuficiente cobertura sanitaria con apenas cinco hospitales y un brote de coronavirus que parece no tener control".

Tal situación hace que "nuestras poblaciones y comunidades estén a merced de un masivo contagio si el Ministerio de Salud de Nación no asiste a ambas regiones", expresaron en la misiva destinada a la Presidencia y a la cartera sanitaria nacional.

Con "seria preocupación comunicamos y pedimos la intervención de las autoridades nacionales a la crítica situación sanitaria y social que viven más de 80.000 argentinos y argentinas" en los departamentos Cochinoca, Humahuaca, Rinconada, Santa Catalina, Susques, Tilcara, Tumbaya y Yavi, escribieron los intendentes en sus notas enviadas a Buenos Aires.

Según se informó, al pedido se sumó la diputada nacional Carolina Moisés, del Frente de Todos, con la adhesión de varios sectores sociales nucleados en el plan "Puna y Quebrada Unidas".