Desde este lunes, 1.754 estudiantes de Córdoba comenzarán una nueva propuesta educativa denominada Programa de Innovación en la Enseñanza y el Aprendizaje (Piensa). El plan piloto se aplicará en seis de las 37 escuelas municipales y abarca conocimientos de programación y robótica además de sumar horas de ciencia, artes, tecnología, inglés y comunicación.

La nueva currícula impulsada por la Municipalidad de Córdoba, pone énfasis en aulas integradas con proyectos dinámicos de aprendizajes. “Queremos enfocarnos en el aprendizaje y en la enseñanza de los conocimientos clave del siglo 21, por eso buscamos que los chicos interactúen más tiempo con la tecnología y con la innovación. Lo que estamos proponiendo es una transformación del sistema desde la misma escuela”, apuntó el secretario de Educación, Horacio Ferreyra.

Las Escuelas Alas –tal como las denominó la Municipalidad– están incluidas dentro de un plan general de obras y de mejoramiento de la conectividad que abarca a todo el sistema educativo municipal. Recibirán kits especiales, con insumos tecnológicos y notebooks para los alumnos.

El proyecto es seguido de cerca por el intendente Martín Llaryora y será uno de los anuncios clave de la apertura de sesiones mañana. Lo considera la “transformación más grande del paradigma del sistema educativo municipal de los últimos años”.

Nueva propuesta educativa

El plan, que se implementará de manera gradual y progresiva, contempla cuatro aspectos centrales. El primero es la modificación del esquema de ciclos. La educación primaria está dividida en dos bloques: de primero a tercer grado y el segundo de cuarto a sexto.

Proponen trabajar sobre cuatro ciclos: las salas de 4 y 5 años con el proyecto educativo “Explora”; primero y segundo grado con “Descubre”; tercero y cuarto con “Indaga”, y quinto y sexto con “Crea”.

El segundo consiste en aumentar la cantidad de horas semanales de clases, que estará de acuerdo con los protocolos sanitarios, señalaron desde la Municipalidad. El objetivo es “potenciar los aprendizajes” en lengua, matemática, ciencias, inglés, tecnología, programación y robótica.

Este pack tecnológico y de educación digital es una las propuestas pedagógicas más novedosas de las Escuelas Alas. Durante la gestión anterior se llevaron adelante talleres de este tipo en los parques educativos, pero la clave de este cambio está en pasarlos de la educación no formal e incorporarlos a la currícula.

El tercer aspecto al que apunta este nuevo modelo es a la alfabetización integral, que incluya aspectos “lingüísticos, científicos, corporales, estéticos y digitales”. “No se trata de ampliar sólo el tiempo de escuela, sino que ahora queremos trabajar sobre el concepto de jornada única escolar”, apuntó Ferreyra.

Para Gabriela Cafferata Nores, directora de la escuela de barrio Sacchi, una de las que participarán de la experiencia, la nueva propuesta implica un cambio de “enfoque”. “Veníamos trabajando muy bien con un proyecto de jornada extendida y ahora se va a capitalizar eso en la jornada única escolar. Este cambio va a potenciar las capacidades tanto del equipo de trabajo como de los alumnos y nos va a permitir desarrollar inteligencias múltiples en los estudiantes”, apuntó la docente.

Inversión en educación

El programa Piensa requerirá una formación continua de los docentes. En esta primera etapa, participan 165 directivos y maestros. Esta innovación significará una serie de inversiones que suman cerca de 300 millones de pesos total.

Primero se preverá de 1.600 kits de programación y robótica. A esto hay que agregarle la distribución de 1.300 computadoras portátiles, de 800 tablets, de 180 notebooks y de 125 impresoras para las áreas administrativas. En esta compra, se destinaron 90 millones de pesos .

También sumará más cargos docentes para cubrir la carga horaria nueva que tendrán las nuevas materias. Ya se nombraron siete docentes más.

Como parte del proyecto, se mejorará la conectividad de los 38 jardines y las 37 escuelas que el municipio tiene a su cargo. Para ello destinará 3,5 millones de pesos. Actualmente esos centros educativos cuentan con un servicio de internet de entre 2 y 10 megas en promedio. La propuesta será llevarlos a entre 40 y 100 megas.

A esta inversión tecnológica hay que agregarle la destinada a infraestructura escolar. El municipio señaló que está realizando 75 intervenciones en los establecimientos escolares por 23 millones de pesos. Además, proyecta la construcción de 45 nuevas aulas por 188 millones de pesos. Cinco aulas ya están en obras y otras dos se encuentran en proceso de licitación.