Intervención artística para el "Compadrito Urbano", creación de Antonio Seguí, en la puerta de la tradicional Pizzería Don Luis.


En tiempos de pandemia, la tradicional pizzería Don Luis en avenida General Paz 338 del centro de Córdoba, cambia su fisonomía.

Es que el Compadrito Urbano, la escultura ideada por el pintor y escultor Antonio Seguí, y que le da la bienvenida a los clientes en el ingreso del establecimiento, ahora luce barbijo.

La escultura de Antonio Seguí, parte de la fisonomía de la pizzería Don Luis, y adecuada a tiempos de pandemia.

La intervención artística se realizó ayer viernes, en la escultura que se instaló hace una década en la puerta de la pizzería, fundada en 1952 y propiedad de la familia Iudicello. 




Comentarios