A través del Facebook, Luciano Martín Soria hizo una seria acusación contra el juez de paz de Tío Pujio, Miguel Lamponi, al que responsabiliza por una desagradable situación que tuvo que vivir su madre y toda la familia.

Según su denuncia, su madre, Silvia Moya, "la pasó muy mal a raíz de que se le divulgó un posible caso de coronavirus", escribió y añadió que "todo comenzó cuando un profesional, el juez de Paz Miguel Lamponi reenvió un mensaje del grupo de WhatsApp llamado Comando Preventivo", en el que se afirmaba que Silvia Moya estaba infectada por covid-19.

Según cuenta Soria, la difusión de este mensaje desembocó en "una psicosis y miedo en dónde mi familia fue linchada e insultada", expresó.

La falsa información, dice, puso a su madre "en una posición de vulnerabilidad por sus mismos vecinos", alertó.

"Mi mamá es asmática de nacimiento", explicó el hombre y aclaró que "el sábado 18 no la quisieron atender en el dispensario, volvió a ir el domingo 19 a la mañana tampoco la quisieron atender... así que volvió a ir el mismo día a las 14 y quedó internada con suero y una crisis de hiperglucemia", relató.

Todo continuó el martes 21 en que "por protocolo la mandaron en ambulancia a Villa María y le hicieron un análisis de sangre y un hisopado, que dió negativo", afirmó.

"A las pocas horas empezaron a difundirse los mensajes de grupo en grupo diciendo que yo y mis padres estábamos infectados", denunció.