La carrera fue suspendida. Fue en el marco de la segunda fecha del certamen catamarqueño.


La segunda fecha del Torneo de Verano del Rally Catamarqueño se corrió en la localidad de El Rodeo en el departamento Ambato. Lo que parecía iba a ser una fiesta del deporte terminó en vergüenza con los pilotos y navegantes enfrentados a las piñas.

La competencia contó con casi medio centenar de inscriptos y un marco de público extraordinario que anunciaban una gran fiesta del deporte motor. 

Durante el inicio de la segunda pasada comenzaron las demoras y los autos largaban con los últimos rayos de sol. En el circuito “Los Rincones”, no se encontraba en buenas condiciones y desde la organización decidieron cancelar la competencia con la mitad del parque en espera a su turno de largada.

En ese momento la violencia se hizo presente. Una discusión entre pilotos y navegantes fue subiendo de tono y terminó en violencia en una salvaje pelea entre quienes estaban en el lugar.

Mientras se sucedía el vergonzoso enfrentamiento, el locutor de la competencia intentaba calmar el descontrol. “Muchachos paremos la mano che. Así no se arregla nada. La verdad una vergüenza total”, decía mientras los golpes entre unos y otros se sucedían y los motores rugían a lo lejos.




Comentarios