El nuevo Mercado Agroganadero (MAG) de Cañuelas, emplazado en un predio de 110 hectáreas sobre la Ruta Provincial Nº 6, a 8 kilómetros al sur del cruce con la Ruta Nacional 3 está en su etapa de final de construcción.

Aunque la totalidad de las obras aún no concluyeron, las opiniones más optimistas estiman que en octubre próximo comenzaría el traslado progresivo pero definitivo del mercado concentrador de hacienda que hoy funciona en el barrio porteño de Mataderos.

En ese sentido, ACUMAR, Autoridad de la Cuenca Matanza-Riachuelo, supervisó el avance de las obras y destacó que esta es una de las obras más importantes que se llevan adelante en la Cuenca Matanza, ya que permitirá disminuir la carga orgánica que hoy llega al Riachuelo a través del arroyo Cildañez.

Las nuevas instalaciones contarán con una planta de tratamiento de efluentes líquidos con capacidad para tratar los desechos de las más de 12.000 cabezas de ganado diarias que podrían ingresar al mercado.

Control de efluentes del MAG

El seguimiento y monitoreo de las obras del MAG y de las condiciones ambientales de los arroyos Cañuelas y Montañeta son esenciales para establecer una línea de base que permita su control una vez que entre en operación.

Actualmente, el Mercado de Liniers si bien forma parte de la lista de Agentes Contaminantes de ACUMAR, su traslado generará un beneficio ambiental, logístico y urbanístico para la Cuenca Baja, en particular para la Ciudad de Buenos Aires.

Nuevos sistemas de carga y descarga mas eficientes en el nuevo Mercado Agroganadero de Cañuelas

El traslado del Mercado de Hacienda a Cañuelas, incrementará su potencial productivo y de generación de fuentes de trabajo que promoverá el MAG, porque además del mercado concentrador, ya se encuentra en marcha la creación de un Polo Agroindustrial, que incluye a sectores comerciales, gastronómicos y hotelería para animales.