Beatriz Sarlo deberá brindar declaración testimonial en la causa que investiga el posible desvío de vacunas contra el coronavirus, según fuentes judiciales.

A raíz de los dichos de la escritora en televisión -aseguró que le habían ofrecido vacunar cuando, según criterios epidemiológicos, aún no le correspondía- la jueza María Eugenia Capuchetti decidió citarla.

Sarlo será consultada acerca de quién le propuso vacunarse por fuera del calendario establecido, de qué forma se lo propusieron y si sabe de alguna otra persona que hubiera recibido la misma insinuación. ”Me ofrecieron la vacuna por debajo de la mesa”, dijo por TV.

La testimonial, que aún no tiene fecha, había sido solicitada por el fiscal Eduardo Taiano. No fue la única dispuesta por la jueza Capuchetti: también citó como testigos a los integrantes de la comitiva que supuestamente se dirigió al Ministerio de Salud a aplicar diez vacunas contra el coronavirus junto con el director del Hospital Posadas, Alberto Maceira.

Según declaró el propio Maceira, la comitiva estuvo integrada por un chofer, un enfermero y un empleado administrativo, recordaron voceros con acceso al expediente.

También fueron convocados a declarar como testigos la directora de Asuntos Jurídicos del Ministerio de Salud, Claudia Beatriz Rivero; el responsable de seguridad de esa cartera, Roberto Belloso, y el director Nacional de Control de Enfermedades Transmisibles, Juan Manuel Castelli, de quien dependería el registro federal de vacunación (Nomivac).

En este expediente se encuentran imputados el exministro de Salud Ginés González García; su secretario privado, Marcelo Guillé; su sobrino y exjefe de Gabinete de esa cartera, Lisandro Bonelli, y el subsecretario de Gestión de Servicios e Institutos de esa cartera, Alejandro Collia.

Con información de Télam.