El conflicto en Río Negro por las tierras sumó un nuevo episodio este jueves, después de que el presidente y otros miembros del Gobierno señalaran que no es responsabilidad del Ministerio de Seguridad enviar fuerzas federales a El Bolsón. Ante esta frase, una de las que dio su punto de vista fue Estela de Carlotto, que consideró que “reclaman lo propio”.

//Mirá también: Alberto Fernández le contestó a Arabela Carreras: “No es función del gobierno nacional brindar mayor seguridad en la región”

Nosotros estamos sosteniendo el amor por los originarios”, señaló De Carlotto en diálogo con Radio Nacional. “Luchamos por ellos, por los que fueron diezmados y siguen siendo perseguidos por la avaricia de quienes pretenden robarles sus tierras; la muerte de (Santiago) Maldonado fue muy dolora y acompañamos a la familia, no hay que olvidar a las víctimas y hay que defender a los pueblos originarios”, agregó.

En ese sentido, señaló que quienes reclaman “tienen el derecho a vivir donde nacieron, a tener los espacios propios que son ineludiblemente propiedad de ellos”.

ESTELA DE CARLOTTO. (Archivo).

Las declaraciones surgen después de que el presidente Alberto Fernández decidió hacer pública la carta con la que le contestó a la gobernadora de Río Negro, Arabela Carreras, quien en la víspera le exigió al Gobierno nacional que envíe fuerzas federales a su provincia para tratar de resolver el creciente conflicto con los Mapuches.

“Poblaron primitivamente nuestro territorio, que fueron diezmados por ciertos sectores de nuestra historia en los pueblos donde vivían y que siguen siendo perseguidos por la avaricia de quienes quieren robarles sus predios, sus lugares originarios con todo el lógico derecho a habitarlos”, agregó de Carlotto.

También contó que una de sus nietas está “dedicada” a las “luchas” de los pueblos originarios. “Si tenemos que ayudarlos, cuenten con nosotros. Queremos justicia para ustedes. Son más valiosos porque fueron los primeros que poblaron y con sacrificio levantaron el país. Después como vinieron los sabios que empezaron a robarles lo propio, se tuvieron que defender. Y después los llaman terroristas”, concluyó.