Luego de la cirugía intestinal que le realizaron el pasado domingo al papa Francisco, el sumo pontífice de 84 años, sigue recuperándose de forma “satisfactoria” en el hospital Policlínico Gemelli de Roma, donde se ha mostrado “conmovido” por los mensajes de cariño que ha recibido, informó este miércoles el Vaticano.

// Mirá también: Mensaje del papa Francisco a empresarios argentinos: “Es muy difícil construir sin confianza social”

Si la evolución continúa siendo efectiva, no se descarta que el papa pueda oficiar desde la ventana del hospital el rezo dominical del Ángelus, su única actividad prevista en el mes de julio, cuando reduce sus actos al máximo para descansar.

El papa FranciscoAP

“El curso postoperatorio de Su Santidad el Papa Francisco sigue siendo normal y satisfactorio”, indicó el director de la sala de prensa de la Santa Sede, Matteo Bruni, en un comunicado emitido este miércoles, en el que se explica que el pontífice come “con normalidad” y se le “ha suspendido la terapia intravenosa”.

El portavoz vaticano destacó que el papa “está conmovido por los numerosos mensajes y el cariño recibidos en estos días y expresa su gratitud por la cercanía y la oración”. Este martes, Francisco ya había podido desayunar y había comenzado a levantarse. No obstante, deberá pasar todavía cinco días más en el hospital, si no hay complicaciones.

Sobre la dolencia que le ha obligado a pasar por el quirófano, donde se le extrajo una parte del colon en una intervención que duró tres horas y requirió anestesia general, Bruni explicó que “el examen histológico definitivo ha confirmado una estenosis diverticular grave con signos de diverticulitis esclerosante”.

La enfermedad diverticular de colon es muy común en la sociedad occidental y afecta a casi un 65% de la población a los 85 años de edad, según expertos en el aparato digestivo. El objetivo de la operación es reducir los problemas causados por los divertículos, pequeñas hernias en la pared del colon con un amplio espectro de síntomas clínicos incluyendo hemorragia, inflamación (diverticulitis) o las complicaciones asociadas a la misma

// Mirá también: El Papa, a la diócesis de Mar de Plata: “El centro del Evangelio son los pobres”

Francisco pasó por la intervención el pasado domingo por lo que el Vaticano describió como un estrechamiento del intestino grueso. Se espera que permanezca el resto de la semana en la Policlínica Gemelli de Roma, que tiene una habitación especial reservada a los papas.

Con información de AP y EFE.