"La Pulga" se sumó al grupo este miércoles y, luego de las disputas con el presidente Josep Bartomeu, dio muestras de felicidad.


Luego de realizar los primeros dos entrenamientos de la semana de manera individual, Lionel Messi se sumó al plantel en la práctica de este miércoles. A pesar de los idas y vueltas sobre su estadía, y las disputas con el presidente Josep Bartomeu, “La Pulga” dio una buena señal de cara al futuro: se mostró con los mejores ánimos en su reincorporación y las cosas, de a poco, parecen estar volviendo a la normalidad.

El astro argentino realizó trabajos con pelota a la par de sus compañeros por primera vez luego de que estallara el conflicto. Lejos de mostrarse desganado, el crack esbozó una sonrisa de oreja a oreja. Es que el propio jugador ya lo había asegurado en la entrevista en la que oficializó que se quedaría en el club blaugrana: su mentalidad ya está puesta al servicio del equipo en la búsqueda de obtener más títulos.

De esta manera, la situación del rosarino, a partir de ciertos indicios que manifiesta, comienza a encaminarse hacia la normalidad que, en gran medida, siempre lo atravesó en el equipo culé: la alegría de vestir esa camiseta.

Fuente: Noticias La Liga


En esta nota:

Lionel Messi Deportes


Comentarios