Las autoridades trabajan para ubicar a todos quienes tuvieron contacto estrecho con la paciente, que tiene 70 años.


Una arriesgada decisión puso en jaque a la población de Lobos. Vecinos hicieron un velorio clandestino y unas 50 personas estuvieron en contacto con una mujer que después dio positivo a Covid-19.

La mujer, vecina del Barrio República, está internada en el hospital local, estable. El suyo es el segundo caso detectado en esa ciudad de la provincia de Buenos Aires.

“A última hora del martes se ha recibido por vía oficial, a través del sistema informático de notificación sanitaria, que un caso estudiado en la ciudad de Lobos dio positivo para COVID-19”, informaron las autoridades sanitarias.

Entonces, se comprobó que tres días antes la mujer infectada había asistido al velatorio de su nieto, un chico de 19 años que murió el 16 de mayo al chocar su moto contra un patrullero.

A la ceremonia de despedida, que se realizó en una vivienda, asistieron al menos 50 personas, entre ellos vecinos de otras localidades cercanas, informó el diario local La Palabra.

“Ese día era un desastre, había como 200 personas en la Iglesia rodeando el coche fúnebre y casi nadie tenía barbijo. Habían cortado la calle y a la noche salieron más de 50 motos en caravana, provocando a la policía”, informó InfoCañuelas.

Ante esta situación, se aplicó el protocolo de aislamiento obligatorio para quienes estuvieron en contacto con la infectada. “Hay mucha preocupación por las personas que estuvieron con ella en los últimos días. Aparentemente fueron muchas”, sostuvieron las fuentes.




Comentarios