Las europeas se impusieron por 3-0 con goles de Houghton, White y Greenwood. En la próxima instancia enfrentarán al seleccionado de Noruega.


Inglaterra goleó 3-0 a Camerún por los octavos de final del Mundial de fútbol femenino, y se metió en cuartos, donde se medirá con el seleccionado de Noruega. Durante el partido, el equipo africano amenazó dos veces con abandonar el campo de juego en protesta por decisiones adoptadas mediante el VAR.

Steph Houghton abrió el marcador a los 14 minutos, mientras que Ellen White amplió la ventaja en el cuarto minuto agregado de la primera mitad. Finalmente, Alex Greenwood puso cifras definitivas a los 13 del complemento.

El gol de White originó la primera protesta de Camerún: el tanton había sido anulado por offside, pero luego fue convalidado por la referí Qin Liang tras revisar la acción en el VAR. Las jugadoras camerunenses, avaladas por el DT Alain Djeumfa, se negaban a reiniciar el juego porque una de las asistentes había marcado la posición adelantada señalada originalmente.

Foto: Tolga Bozoglu/EFE/EPA.

Al ver la bandera en alto, las futbolistas de Camerún dejaron de jugar y por eso protestaron en el mediocampo durante seis minutos tras la convalidación del gol.

La segunda protesta de Camerún llegó en el complemento, luego que Liang anuló por offside el descuento de Ajara Nchout tras revisar la acción nuevamente en el VAR.

En esa instancia las futbolistas de Camerún no sólo se negaban a reanudar el partido sino que incluso amenazaron con abandonar el campo de juego del estadio de Valenciennes. Por la nueva protesta de las jugadoras de Camerún la referí china agregó siete minutos, pero igualmente Inglaterra selló el boleto a cuartos de final, en el que este jueves enfrentará a Noruega, que eliminó por penales a Australia.





Comentarios