Los socios electorales de 2017, oportunidad en la que aliados pugnaron fallidamente por ser senadores nacionales por la provincia de Buenos Aires, se reunieron este jueves con un objetivo aún más ambicioso que aquél: Sergio Massa y Margarita Stolbizer se comprometieron a buscar el camino que los haga confluir en un frente electoral capaz de terciar entre las opciones que hoy ofrecen Cambiemos y el PJ/kirchnerismo.

Sergio Massa lanzó a principios de abril su precandidatura presidencial, que, en un principio, competirá en las PASO dentro de Alternativa Federal con el gobernador salteño Juan Manuel Urtubey y el senador nacional Miguel Pichetto. Pero la irrupción en el escenario electoral de Roberto Lavagna planteó nuevos desafíos: Pichetto, por de pronto, se alineó con el exministro de Economía, y no está claro si mantiene su decisión de competir con Massa y Urtubey.

Lavagna ha dicho que quiere ser candidato a Presidente “por consenso”. Y ya adhirieron a ese objetivo los radicales anti-macristas, los socialistas y el GEN. ¿Cómo compatibilizar, entonces, la candidatura de Lavagna que apoya Stolbizer con la intención de Massa de alcanzar un acuerdo con el GEN? La respuesta no es sencilla.

“La alternativa la construimos con todos; ojalá los Lavagna, los Urtubey, los Margarita, los socialistas, los gobernadores peronistas, tengamos la capacidad de mostrarle a los argentinos que al fracaso de Macri lo podemos reemplazar por un futuro de trabajo, producción, educación, y políticas de Estado”, dijo Massa, con Stolbizer al lado, en charla con los periodistas.

(Foto: Prensa Sergio Massa)

La líder del GEN también aludió a la necesidad de construir una alternativa "sin volver al pasado; una alternativa política que piense a futuro de qué manera sacar a la Argentina de la pesadísima herencia que dejaron los dos últimos gobiernos". Stolbizer definió sus condiciones para hacer una alianza: coincidencia "programática" y "límites éticos". "Yo no voy con los que tienen prontuario", sentenció.

Massa y Stolbizer están en una encrucijada: por ahora, Alternativa Federal, en distintas mediciones de sus candidatos, no supera el 15 por ciento. La candidatura de Lavagna tampoco termina de despegar en los sondeos. Massa y Stolbizer saben, entonces, que deben encontrar algún tipo de acuerdo para conformar "una tercera fuerza electoral" que tenga posibilidades en octubre.

"Lo peor que puede pasar es que se conforme un cuarto espacio", advirtió un dirigente del GEN que conversó con este medio. Al igual que los socialistas y los radicales rebeldes, Stolbizer cree que hay que hacer un esfuerzo por unir a Alternativa Federal con Lavagna. "Pero nosotros no queremos participar de la interna del peronismo no kirchnerista", aclaran.

En el GEN hablan de construir "una foto", que contemple al gobernador santafesino y socialista Miguel Lifschitz, a los radicales de Ricardo Alfonsín, a Massa, Urtubey, Pichetto y el GEN. "También al gobernador Schiaretti, a quien apoyamos para su reelección", dicen cerca de Stolbizer. Y que por consenso de defina la candidatura presidencial.

Martín Lousteau propuso armar una coalición “superadora” de Cambiemos, en la que confluyan el macrismo, la UCR, Lavagna y el GEN. “Es imposible e impensable que nosotros podamos estar en un frente con el gobierno; Lousteau, a quien aprecio particularmente, tiene que reflexionar si él debe continuar en esa coalición”, respondió Stolbizer.

La reunión con Massa en la sede nacional del GEN apunta a esa “foto”. Ya pasaron por estas oficinas Roberto Lavagna, los radicales rebeldes, y en los próximos días el invitado será Urtubey.

Por la corresponsalía Buenos Aires.