La localidad de La Paquita ubicada a 8 kilómetros de la costa sur de la Laguna de Mar Chiquita, margen que comprenderá el Parque Nacional Ansenuza, se suma a la puesta de valor y conservación de la biodiversidad de este ambiente, característico de playas salitrosas y una diversa vegetación, digno de un paisaje particular por la vista panorámica de la laguna, gracias a la altura donde se encuentra esta zona. Desde el municipio se llevará a cabo un proyecto de bajo impacto ambiental para impulsar y fomentar un turismo de naturaleza, realizado en conjunto con distintas ONG, Natura International y Aves Argentinas.

Atardecer en La PaquitaJuan Mendoza

Mirá También: La Paquita: 51 aves de diferentes especies vuelan en libertad

“En el acceso la idea es poner una especie de empalizada, en donde haya un lugar de estacionamiento para vehículos y que esa empalizada a la vez cumpla una función de filtro o de retén para que los vehículos no puedan llegar hasta a las costas, ya sea para que no se arruine el paisaje de la costa de ese suelo salitroso, para que no se dañe ni la flora ni la fauna y de paso para conservar, y para la seguridad de los vehículos”, comentó, Juan Mendoza, director de Ambiente y Turismo de La Paquita, en la comunicación con Vía Ansenuza.

+Video Vía Ansenuza: Juan Mendoza, director de Ambiente y Turismo

También, el lugar contará con senderos, para descansar y disfrutar del atardecer. La infraestructura va a estar acompañada de cartelería señalética, informativa y de interpretación con las distintas pautas para conservar e interpretar la flora y fauna que forman parte del entorno de Ansenuza.

Mirá también: La Paquita ofrece el gusto pleno por la naturaleza

SenderosLa Paquita