El presidente, Alberto Fernández, puso en funcionamiento la Base de la Agrupación N°22 de Gendarmería Nacional de Aguilares donde más de 250 agentes federales darán apoyo de seguridad a las fuerzas provinciales con el fin de combatir delitos federales.

“La buena noticia es la puesta en marcha de un escuadrón de Gendarmería que garantiza llevar seguridad al norte, y esto brinda un mayor cuidado para los habitantes de esta parte del país. Vimos unas instalaciones espléndidas que ha hecho la Provincia y las cedió a la Gendarmería”, dijo el Presidente.

En referencia a la agenda que llevó adelante en la provincia dijo: “Contento porque vi dos fábricas que se pusieron en marcha, que agregan valor a la producción local y dan trabajo, que es nuestra mayor preocupación”.

Para nosotros, poner en valor la producción es lo más importante. Pasamos tiempos difíciles y ahora que están terminando, lo único que nos preocupa es que la Argentina se recupere rápido. Cuando vengo a Tucumán y me encuentro que la capacidad hotelera está colmada me alegra, es actividad económica que se renueva y para que eso pueda consolidarse, lo que hace falta es que el país siga en el esfuerzo que venimos haciendo, que es cuidar la producción y el empleo argentino”, cerró.

El presidente estuvo acompañado por el jefe de Gabinete de Ministro de la Nación, Juan Manzur; los ministros Aníbal Fernández (Seguridad), Claudio Moroni (Trabajo), Julio Vitobello (secretario General de la Presidencia); y el gobernador, Osvaldo Jaldo.

El jefe de Estado nacional fue recibido por el presidente subrogante de la Legislatura de Tucumán, Sergio Mansilla y la intendenta Elia Fernández.