El Tribunal de Impugnación Penal confirmó hoy la condena a 15 años de prisión a una cuidadora por los abusos sexuales en perjuicio de tres hermanos menores de edad. La resolución fue dictada por los jueces subrogantes de la Sala A, Daniel Sáez Zamora y Gastón Boulenaz, quienes no hicieron lugar al recurso de impugnación horizontal de la defensora oficial, María Silvina Blanco.

El 22 de abril de este año, el juez de audiencia santarroseño, Andrés Olié, condenó a la cuidadora de 21 años a cuatro años de prisión, por considerarla autora de los delitos de exhibiciones obscenas, agravadas por la edad de la víctima; en concurso real con abuso sexual simple, cometido sobre un menor de 13 años, agravado porque el hecho fue cometido por quien tenía la guarda del niño. Las víctimas fueron una niña de 6 años y un niño de 11.

Ese fallo fue impugnado por el fiscal Marcos Sacco y el 15 de octubre, la Sala A del TIP, a través del juez Pablo Balaguer y la jueza María Eugenia Schijvarger, lo revocó y condenó a la acusada a 15 años de prisión.

La diferencia en cuanto a la pena radicó en que se mantuvo la misma calificación para la niña de 6 años; la agravó en el caso del niño de 11 y agregó a una tercera víctima, un niño de 4 años (abuso sexual gravemente ultrajante por las circunstancias de su realización, calificado por haber sido cometido por la encargada de la guarda, como delito continuado en concurso real con exhibiciones obscenas).

Olié había absuelto a la cuidadora por los hechos en perjuicio de este último por el beneficio de la duda.

Los delitos fueron valorados en el marco de la ley 26.061 de Protección Integral de los Derechos de las Niñas, Niños y Adolescentes.