El dueño de Vibra FM y el semanario Info Ya fue denunciado por exigir pauta publicitaria a cambio de no criticar.


Gustavo Matar enfrenta una nueva causa judicial, esta vez ira a juicio por extorsión.

Además de la imputación que recayó sobre el propietario de Vibra FM y el semanario Info Ya, también esta Brahim, el hijo.

El fotógrafo Gustavo Matar tomó notoriedad cuando se inició una causa en la Justicia Federal por evasión simple y agravada de impuestos y lavado de activos, por unos $80.000.000 como integrante de la firma Sur Talent.

En esta ocasión, el fiscal Javier Giaroli decidió llevar a juicio a los Matar, padre e hijo, tras la denuncia por extorsión que radicaron los dueños de dos locales nocturnos, Oscar Viscio de Plan B y Martín Antolín propietario de Rock and Rolla.

De acuerdo a lo que consta en el expediente, Gustavo Matar utilizaba sus medios para atacar a los empresarios porque no le correspondían con lo que sería pauta publicitaria.

Gustavo Matar.

En el caso de Viscio, éste pagó “una cuota” de unos 30.000 pesos para no recibir “críticas” en la revista Info Ya. Cuando Matar pretendió cobrarle nuevamente, el bolichero lo denunció. Una situación similar atravesó Antolín, quien no “colaboró” con una pauta para la revista Divergente, cuyo responsable es Brahim Matar, y sufrió constantes embates en la revista Info Ya.

Matar disfraza su acción extorsiva de pauta publicitaria. En principio me pidió 100.000 pesos mensuales y hasta me garantizó ´llevar mejor el negocio´, si acreditaba ese pago. Le aboné un mes, una suma cercana a los 30.000 pesos y cuando habían transcurrido quince días, volvió a llamarme para exigirme el pago del siguiente mes. Como me negué a seguir dándole plata, empezaron las publicaciones contra mi persona y el local”, comentó Viscio, uno de los denunciantes.

Entre las pruebas que presentaron los empresarios de la noche, habría mensajes y audios de WhatsApp con las exigencias.

Fuente: Diario de San Rafael




Comentarios