La solicitud del sindicato que nuclea a los choferes viene después de un violento asalto en Capital.


El Sindicato de Conductores de Taxis le envió un pedido al Gobierno de San Juan para que refuercen los controles policiales porque según aseguraron, cada vez deben convivir con mayores niveles de inseguridad. El reclamo se realizó después de que el lunes 27 de julio un taxista sufriera un violento robo, producto del cual terminó apuñalado. Dentro del paquete de medidas, solicitan que se intensifiquen los controles en las noches.

El secretario general del gremio, Walter Ferreri, le dijo a Diario La Provincia que “la mano se está poniendo muy dura” y que no quieren más heridos de bala o apuñalados. “Hablamos con el secretario de Seguridad Carlos Munisaga y se determinó, tras la cantidad de asaltos a los taxis y por el último chofer de 52 años apuñalado por un delincuente, que salgan operativos de la policía para controlar todos los pasajeros de los taxis”, apuntó.

Una de las propuestas del sindicato es que se incremento en los puntos más conflictivos el número de operativos nocturnos. En el punto más restrictivo de la pandemia, los taxistas y remiseros denunciaron una ola de robos en calle Superiora y Paula y Frías Superiora, ambas esquinas ubicadas en Rawson. Según Ferreri, hubo 12 víctimas en cuatro días.

Los operativos de seguridad se intensificaron durante el aislamiento.

Desde la Secretaría de Seguridad informaron que los operativos policiales se intensificaron durante la pandemia y que los índices de seguridad de San Juan se ubican dentro de los más bajos del país. Al mismo tiempo, difundió las estadísticas de los delitos en pleno confinamiento. Según los datos que manejan en el área de gobierno, el descenso de las denuncias policiales fueron hasta del 90% en algunas dependencias policiales en comparación con el mismo período del 2019. Si bien la provincia maneja la tasa de homicidios más baja de Argentina, el titular del área Carlos Munisaga indicó también que los delitos que más proliferan son los robos y arrebatos y que las políticas de seguridad están orientadas a bajar estos delitos.




Comentarios