Tiene 4 años y una historia de lucha que inspira no sólo a sus padres sino a todos sus vecinos del Médano de Oro. Nicodemo García padece varias discapacidades y recientemente fue protagonista de una campaña de solidaridad que encabezó su madre, quien pidió en las redes sociales unas botas ortopédicas para mejorar su calidad de vida. No hubo vecino que no se haya movilizado para que Nico consiga las botas, que llegaron a sus piecitos más rápido de lo esperado.

Mónica Melián, la madre del niño, le contó a Diario de Cuyo que rápidamente consiguió las botas y que para la familia significó muchísimo porque las necesitaba de manera urgente para poder movilizarase porque Nico tiene una discapacidad motriz importante. Moni relató que adoptó a Nico cuando tenía tres meses y que desde ese momento ese pequeño se convirtió en la luz de sus ojos y aseguró que de él aprendió a ser más fuerte y no bajar los brazos antes las dificultades de la vida.

"Cuando nació su mamá lo dejó en el hospital. La jueza nos llamó para que lo conociéramos. Estaba en Neo del Hospital Rawson, nos dijeron todos los problemas que él tenía y no nos importó. Yo no puedo tener hijos y cuando lo vi fue amor a primera vista. Es muy duro tener un hijo así, pero más duro es que él no tenga familia. Estos chicos son los que nadie quiere adoptar", relató la mamá del niño.

El nene tiene un retraso madurativo, es hipoacúsico, tiene un pie fuera de su posición y convive con las convulsiones. La mujer dijo que es imposible no enamorarse del pequeño, quien no baja los brazos aunque la vida le haya pruebas desde el nacimiento. Nico vive en el Médano de Oro y su familia no la está pasando bien en este momento. Viven de changas, del fondo de desempleo y de la Asignación Universal por Hijo.  Quienes quieran colaborar, pueden llamar al 2644674018"Es un luchador y es muy amoroso y eso nos da fuerza todos los días", cerró la madre.