Vecinos de El Huaico están preocupados por los reiterados casos de robos que ocurren desde hace tiempo en el barrio. Días atrás una mujer denunció que una persona entró a la casa donde ella cuidaba a unos niños y, además de asaltarla, la violó. Semanas antes otra mujer fue víctima de un abuso por parte de dos hombres, uno de ellos recientemente liberado de la cárcel. Piden más seguridad y controles por parte de la Policía.

El martes pasado, el jefe de la Policía de Salta, José Ibarra, se reunió con los vecinos y escuchó sus reclamos. Aseguró que las quejas son fundadas porque en los últimos meses se nota un incremento de más de la mitad del porcentaje que venía ocurriendo tanto en la vía pública como en la propiedad privada.

El funcionario reconoció además que faltan efectivos para cubrir la zona norte de la capital salteña. “Hubo un importante crecimiento demográfico y el personal de cada dependencia no es suficiente para cubrir las áreas. La gente nos pide que el personal de unidades especiales que no tienen una jurisdicción específica se sume a los patrullajes. Estamos rediseñando la cobertura de seguridad en la zona”, adelantó a Central Policial.

Frente a la creciente inseguridad, los vecinos de El Huaico también solicitan la creación de una comisaría en el barrio. Ibarra adelantó que ese proyecto llevará más tiempo pero adelantó la puesta en funcionamiento de destacamentos móviles y la creación de garitas para que monitoreen la zona. “La Policía siempre está dispuesta trabajar con el vecino”, finalizó.