El intendente de La Caldera decidió suspender la actividad por una semana. En Cachi, Angastaco, San Carlos, entre otros municipios, tomaron la misma medida.


Las posibilidades de hacer turismo interno en la provincia en plena pandemia son cada vez más acotadas. Cada vez más municipios le cierran sus puertas a esta actividad en un intento por evitar sumar casos de coronavirus en sus poblaciones.

Ahora, el intendente de La Caldera, Daniel Sumbay, decidió cerrar el turismo durante siete días en el pintoresco pueblo ubicado a 25 kilómetros de Salta Capital. El municipio de Vaqueros tomó la misma decisión días atrás cuando confirmó su primer caso.

Además, a partir del próximo miércoles se reducirá el personal de atención en la Administración Pública. En las oficinas se trabajará con personal reducido y se garantizará la prestación de los servicios esenciales como recolección de residuos, reparto de agua, trabajos de mantenimiento, cobro de impuestos y demás prestaciones.

El fin de semana pasado, los municipios de Cachi, Angastaco, San Carlos y otros optaron por suspender el turismo interno, tras las largas filas de autos que se vieron en sus ingresos. Además, se canceló la pesca en el dique Cabra Corral, y la Puna salteña también decidió aislarse para evitar nuevos contagios. 




Comentarios