Una vecina de San Lorenzo y sus tres hijos vivieron una pesadilla el pasado jueves, pero que afortunadamente puede contarla con vida: su expareja, padre de dos de los tres menores, la golpeó brutalmente, pensó que la mató y la envolvió en sábanas antes de irse. La hija mayor fue quién la rescató y pidió ayuda a los vecinos.

//Mirá también: Pasó más de un año y no hay imputaciones por el femicidio de Florencia Gómez en San Jorge

María José, más conocida como Maru, denuncia a su ex por violencia de género desde 2018, y a pesar de que hay una orden de restricción para Juan José B., el hombre casi la mata el pasado jueves. Los hijos de 2, 6 y 12 años fueron testigos de la brutal golpiza y claves para que su madre pueda contar lo sucedido.

Pensó que había matado a su ex, la dejó debajo de la cama y la salvó su hija.

“Estoy sola con mis hijos, mi familia vive lejos. Por suerte estoy viva”, detalló angustiada y con miedo la víctima que desde que salió del Hospital Granaderos a Caballo está en constante comunicación con Juan Ledesma, a cargo de la Fiscalía que sigue su caso.

La pesadilla de una vecina de San Lorenzo

En cuanto al día del brutal ataque del violente, la mujer detalló que su ex fue por la mañana a “buscar unas chapas y se llevó mi moto”; razón por la cual ella se acercó a su casa pero como vio que estaba con una mujer decidió irse: “No discutimos ni nada, me fui”, sostuvo.

//Mirá también: Violencia de género en Santa Fe: cómo y dónde denunciar

Pero luego, el hombre se fue hasta la casa en la que vive su ex, junto a sus hijos y abuela de 90 años, y comenzó la pesadilla. “Entró por un costado y empezó a pegarme. Primero con un velador, en la cara y la cabeza, y después golpes y patadas. Cuando caí me pisó con un zapato tipo botín que usa”, detalló según informa La Capital.

Toda esta escena transcurría ante la mirada angustiada y desesperada de los menores, hasta que la mayor de solo 12 años intentó frenarlo pegándole por la espalda, pero el violento la empujó y se golpeó con el inodoro del baño. Parte de lo ocurrido Maru no lo recuerda, pero su hija le contó como terminó todo.

La hija mayor salvó a su mamá pero el violento sigue atemorizando a la familia

La menor esperó a que el hombre se vaya para ir corriendo y sacar a su mamá que estaba convulsionando debajo de la cama envuelta en sábanas: el violento pensó que la había matado. “Me movía mal, es que estaba en convulsiones por los golpes de la cabeza, ella me sacó y llamó a vecinos y me internaron en el hospital y salí el jueves”, contó.

Ante este panorama, Maru fue trasladada al hospital de San Lorenzo y al recibir el alta el día viernes fue a realizar la denuncia correspondiente. Según detalla, la Fiscalía actuó de manera urgente y están intentando dar con el paradero de Juan José B. A pesar de que le aseguraron que ante cualquier situación llamé al teléfono de urgencia para recibir ayuda, sigue con miedo.

//Mirá también: Santa Fe sumó 73 denuncias diarias de violencia de género y familiar en 6 meses

Cuando estuve internada fue al hospital no sé a qué, calculo que para ver si estaba muerta”, sostuvo y concluyó: “Ahora estoy muy asustada y hace tres noches que no duermo, puede venir y no sé que puede pasar”.

Si sos víctima o conocés a alguien que sufra violencia de género llamá al 144 las 24 horas durante todo el año.