Luego de la muerte de Francisco Calgaro por la caída de su avioneta en Pérez, integrantes de Dios Salve a la Reina dijeron que quedaron “shockeados y conmocionados” por el episodio. En un comunicado oficial, afirmaron que el músico “se fue en su ley, volando como tanto amaba”.

“Hoy nos toca despedir a un compañero de viaje, fundador y parte integral del desarrollo de la banda”, reza el texto publicado este sábado a la noche. Así eligieron recordar la trayectoria compartida hasta 2019, cuando el rosarino de 42 años dio un paso al costado del proyecto que rinde tributo a Queen.

Desde el grupo que encabeza el cantante Pablo Padín manifestaron: “No tenemos muchas palabras y sí mucha tristeza. Descansa en paz, Fran. Gracias por todo lo bueno de los 20 años compartidos”.

El comunicado de la banda marcó el cierre de una jornada en la que no trascendieron demasiados indicios sobre la causa del siniestro fatal. El Ministerio Público de la Acusación (MPA) confirmó la identidad de Calgaro al caer la tarde, casi cinco horas después del impacto de su nave cerca de la denominada “curva de la muerte” en la localidad vecina a Rosario.

En el operativo posterior a la caída participaron Bomberos Voluntarios, el Comando Radioeléctrico, la Dirección de Tránsito y personal del Sistema Integrado de Emergencias Sanitarias (Sies). La fiscal Valeria Piazza Iglesias ordenó el secuestro de la avioneta para su peritaje y esperaba el resultado de la autopsia a cargo del Instituto Médico Legal (IML).