Los empleados denuncian que el recorte también afectará al resto de las plantas que dependen del Estado nacional.


Los trabajadores de la Fábrica Militar Fray Luis Beltrán realizaron una asamblea este lunes frente a las instalaciones del cordón industrial para dar a conocer el anuncio de un próximo recorte en el personal afectado a la planta del departamento San Lorenzo.

Luego de la salida de 40 personas en diciembre, dirigentes gremiales advirtieron que los directivos de dieron a conocer la mala nueva el viernes, antes de viajar esta semana para reunirse con sus pares de las otras tres fábricas que dependen del Ministerio de Defensa de la Nación, las cuales también correrían la misma suerte.

Fuentes de ATE indicaron que los funcionarios argumentaron que sobra personal, aunque los delegados sindicales replicaron que son víctimas del “desabastecimiento” por falta de compras para continuar con su labor. En este sentido recordaron que actualmente allí se siguen produciendo municiones calibre 9 milímetros y chalecos para las fuerzas de seguridad de la provincia.

Puntualmente el ajuste en Fray Luis Beltrán se llevaría a cabo mediante la rescisión de los contratos vigentes, una relación en la que se encuentra casi la totalidad de los más de 350 operarios de los que dispone el complejo. A diferencia de los rumores que empezaron a circular hace tres meses sobre listas de despedidos, en esta oportunidad los trabajadores esperaban el resultado de la reunión de los directores en la ciudad de Buenos Aires para saber el alcance de las medidas y resolver un plan de lucha.




Comentarios