Fueron imputados cuatro integrantes de una banda, uno de los cuales está preso por un homicidio y otro está ligado al crimen de Eduardo Trasante.


Fueron imputados cuatro sujetos que armaron desde la cárcel un plan para asesinar a un chico de 16 años, presunto integrante de una banda narco rival, que dejaron parapléjico. Por ese “trabajo”, los sicarios cobraron $100 mil.

Este jueves por la tarde se llevó adelante la audiencia en la que se imputó a Brian Jesús “Gordo” González por homicidio calificado por precio o promesa remuneratoria, agravado por el uso de arma de fuego. Este sujeto ya había sido condenado a 16 años de prisión por el crimen de Any Rivero en Capitán Bermúdez.

A Carlos Araya, Nicolás Alejandro Toloza e Isaías Zenón le imputaron el mismo delito. Este último también está preso y acusado de ordenar la compra de un auto en el que se desplazaron los sicarios que asesinaron al ex concejal Eduardo Trasante. En cuanto a Araya y a Toloza, habían sido detenidos el miércoles en el marco de una serie de allanamientos realizados por la Tropa de Operaciones Espciales.

El brutal crimen de Eduardo Trasante (Juan José García)

El fiscal Gastón Ávila de la Unidad de Homicidios Dolosos les atribuyó el hecho el 18 de julio de 2020 alrededor de las 22:15 en calle Garzón al 300 bis, entre Gandhi y Vélez Sársfield, cuando Araya y Toloza llegaron a bordo de una motocicleta Honda Wave de color oscura y portando por lo menos una pistola calibre 9 mm marca Bersa modelo Thunder 9 Ulta Compact Pro con numeración parcialmente eliminada.

Con ella efectuaron al menos dos disparos en el tórax al menor R.V. de 16 años, mientras este último se encontraba en la vía pública, poniendo en riesgo su vida y causándole paraplejia en los miembros inferiores.

Se les imputó a los cuatro ser parte de un mismo plan criminal que se desarrolló entre el día 6 y 11 de julio de 2020, González, con el conocimiento Toloza, le ofreció a Zenón $100 mil a cambio de que consiguiera una persona dispuesta a llevar a cabo un hecho de homicidio. El objetivo era vengarse de otro hecho que había ocurrido el 6 de julio de este año en Cullen al 900 bis, en donde falleció Lucas Daniel Cópola y resultó lesionado otro hombre.

El velatorio de Eduardo Trasante concluyó con su traslado al Cementerio Solar del Señor en Villa Gobernador Gálvez. (Canal 3)

A raíz de ello, Zenón contactó Araya el 11 de julio de 2020, a fines de explicarle los pormenores e invitarlo a ejecutar el ataque mencionado, indicándole el ofrecimiento del dinero en efectivo. Por su parte Toloza se encargaría de procurar un auto, una motocicleta y las armas de fuego.

La Jueza de Primera Instancia Dra. María Melania Carrara tuvo por formalizada audiencia imputativa y dictó prisión preventiva efectiva por el plazo de ley para todos los imputados.




Comentarios