La víctima estaba en la vereda con un acompañante que pudo escapar de los disparos que fueron originados por dos sujetos que pasaron caminando por el lugar.


EL Ministerio Público de la Acusación (MPA) trabajaba desde este lunes por la noche en la investigación de un crimen ocurrido en la zona norte donde murió una mujer que fue acribillada a balazos. El caso se registró horas antes del crimen de Agustina Thomson, también en la zona norte.

El episodio se registró en calle Olivé al 1900 y la identidad de la víctima se confirmó horas después. La muchacha tenía 26 años y se llamaba Romina Daiana Paiva.

El reporte de la policía dejó datos que añadieron algunos testigos a la investigación. Al parecer Romina estaba junto a un joven, Luciano Agustín R., de 22 años. Ambos estaban sentado en al vereda con una moto a su lado. Allí fueron interceptados por dos hombres que caminaban por el lugar, quienes abrieron fuego.

Si bien su acompañante pudo huir por Olivé hacia calle Fels, Romina no puso escapar y terminó alcanzada por la ráfaga de balas.

En el sitio del homicidio recalentaron al menos doce vainas servidas de arma calibre 9 milímetros.

El fiscal de la Unidad de Homicidios, Adrián Spelta, fue quien quedó a cargo de la instrucción del caso y entre sus primeras diligencias ordenó que el cadáver de la muchacha fuera remitido al Instituto Médico Legal (IML) para su correspondiente autopsia.

Luciano Agustín R., que acompañaba a la víctima en el momento del ataque fue detenido, ya que al verificar su identidad se corroboró su vinculación con el crimen de Jesica M. ocurrido la semana pasada.




Comentarios