Trabajaban en el lugar alrededor de 120 efectivos policiales para dar con las personas que se fugaron.


El ministro de Seguridad de la provincia, Maximiliano Pullaro, se hizo presente en la autopista a Santa Fe, a la altura de Granadero Baigorria, donde se produjo la emboscada al vehículo del Servicio Penitenciario que terminó con la fuga de nueve presos. “Me voy a abocar personalmente al operativo. No descartamos ninguna hipótesis”, aseguró.

Llegó a la zona alrededor de las 15 desde el norte santafesino para coordinar junto con el jefe de la Unidad Regional (UR) II la recaptura de los evadidos.

“Está trabajando la brigada aérea y 120 efectivos de la URII y de otras dependencias“, mencionó. “Me voy a abocar personalmente al operativo. Vamos a evaluar qué sucedió para ver responsabilidades en esta confusa situación“, aseguró.

El ataque se produjo con dos autos en la autopista a Santa Fe, a la altura de Granadero Baigorria.(Fabian Chesa)

Al momento, el funcionario solo pudo precisar que los presos estaban alojados en la cárcel de Coronda y que desde allí, por orden judicial habían ido a la Unidad Penitenciaria N°3 para un “acercamiento familiar”.

Una vez cumplido este trámite, mientras regresaban a la penitenciaría “fueron robados a punta de pistola”.

El ataque se produjo con dos autos en la autopista a Santa Fe, a la altura de Granadero Baigorria.(Fabian Chesa)

Por último, el ministro de Seguridad trató de llevar tranquilidad a la población: “Hemos tenido casos en comisarías y siempre logramos recapturar a las personas que se evadieron”.






Comentarios