Luego de las medidas de fuerza de la última semana, Sitech anunció ayer que mantendrá su postura contra el Gobierno de Chaco y que continuarán las manifestaciones. Entretanto, el organismo gremial repudió la medida del Ministerio de Educación por la cual directivos del sistema educativo “están obligados a delatarse a sí mismos y a sus colegas” por los días de paro tomados.

Esto se da en el marco de la disconformidad de los docentes que, según Sitech, “tiene que ver con la deuda contraída en el año 2020, cuando el gobernador Capitanich anunció con bombos y platillos la continuidad y vigencia de la cláusula gatillo, y que solamente se abonó en forma tardía el primer trimestre del año 2020, por lo que resulta insuficiente el pago de una bonificación de 3500 pesos comparado con el 28,2% que adeuda”.

Este contexto se complica debido a la aceptación de la mayoría de gremios de la provincia de una oferta del Estado, la cual consistiría en un aumento de más del 30% para abril, y una compensación por 2020 de 800 puntos, lo cual equivaldría a $5.400. Federación Sitech es el único sindicato que continúa las medidas de fuerza en Chaco.

La flamante Resolución Nº1079/21, que fuerza a directores y supervisores a declarar la adhesión al paro del personal docente, fue calificada como “de dudosa legalidad y legitimidad” por el gremio, desde donde indicaron que la medida ignora que “tanto supervisores como directores son personal de carrera”.

A su vez, enunciaron desde la organización sindical que la resolución “atenta contra sus propios derechos en cuanto que ellos mismos, al adherir a medidas de fuerza, tienen que autodelatarse”, a lo cual argumentaron que en el anexo I de la resolución “figura el casillero con la denominación ‘adhesión a paro’, quedando claro que este mecanismo de ‘vigilar y castigar’ tiene una finalidad exclusivamente represiva y sancionatoria”.

Reacción de los docentes

Dada la aceptación de la propuesta del Ejecutivo por parte de los gremios de la provincia, numerosos docentes expresaron su descontento en redes sociales y se habló de una desafiliación masiva a los sindicatos.

Por su parte, un grupo de docentes vandalizó el frente de UTrE CTERA, y entre los grafitis se encontraron las palabras “traidores” y “Cuevas traidor”. A esto, el organismo respondió que “la agresión a la sede de nuestra entidad de base de CTERA en Chaco, la UTre, y pintadas contra su Secretario General Carlos Cuevas, ejercida por un grupo violento y minoritario que no respeta, no acepta, el acuerdo salarial del sindicato con el gobierno provincial”.

Medidas de gobierno

Ante esta situación, el Gobierno de la provincia advirtió de antemano que debe “garantizar el comienzo de clases”, por lo cual realizará descuentos porcentuales al salario de profesores por cada día de paro.

Al mismo tiempo, el Estado provincial instauró un sistema por el cual los padres pueden denunciar a docentes que hagan paro. Al respecto, Sitech protestó y pidió que detengan la “actitud represiva contra los docentes”.