Este sábado, mientras realizaba patrullajes preventivos, personal de la Guardia Urbana avistó una bicicleta en estado de abandono dentro de un terreno baldío de calle Lisandro de la Torre.

De inmediato, los agentes avisaron a la Policía. Al lugar se acercó personal de la Comisaría 13°, por jurisdicción.

Realizado el procedimiento, el móvil de la GUR colaboró en el traslado del rodado hasta la sede de la Seccional.

Asimismo, se pudo establecer que la bicicleta habría sido denunciada como hurtada en el año 2010, motivo por el cual el personal de la Guardia Urbana se puso en contacto con el posible damnificado quien manifestó que se acercaría a la sede policial para verificar si, efectivamente, el bien es de su propiedad.