"La frontera nos une" es el significado de una escultura que la Entidad Binacional Yacyretá (EBY) colocó en el acceso desde Posadas el puente internacional "San Roque de Santa Cruz". Se denomina "Ñañuá" y fue realizada por el arquitecto Juan Carlos Bellocchio luego de un concurso en el que un jurado eligió la más adecuada.

El director ejecutivo de la EBY, Martín Goerling, señaló que la escultura fue instalada en una plazoleta, en la entrada desde el puente a la ciudad de Posadas, donde están los mástiles de todas las banderas de América, rodeando a la de Argentina.

"La idea es unir a estas dos ciudades que tanta historia común tienen, como Encarnación y Posadas a través de Yacyretá, una empesa de los dos países", agregó Goerling a Canal 12 de Posadas.

Martín Goerling, Director Ejecutivo de la EBY.

Cuando se inició la gestión del presidente Mauricio Macri, la primera acción de las nuevas autoridades de Yacyretá fue abrir el muro de 20 metros de altura que rodeaba al paso fronterizo. Su imagen interrumpía el diseño verde y con vista al río de la ciudad.

"Lo primero que hicimos fue abrir una importante parte del muro y conectar el viaducto de ingreso a la ciudad con el centro. Eso fue un paso muy práctico, muy ágil, y muy beneficioso", agregó el funcionario.

En lo que quedó de ese muro, de unos 4 kilómetros, se proyecta pintar el mural más grande del mundo. La idea que lanzó Yacyretá entusiasmó a los muralistas locales y también se ofreció a participar la Asociación Internacional de Muralistas. Esta entidad convocará a muralistas argentinos, paraguayos y de otros lugares del mundo "para lograr en Posadas el mural más grande del mundo", dijo Goerling.