Luego del error cometido por la Morgue Judicial de Oro Verde que entregó a la familia de Marcelo Cabeza un cuerpo equivocado, el Superior Tribunal de Justicia de Entre Ríos (STJ) tomó cartas en el asunto y dispuso intervenir el establecimiento para determinar las responsabilidades que dieron lugar al lamentable episodio.

A través de un comunicado publicado en el Servicio de Información del organismo de justicia de la provincia, se informó que “habiendo tomado conocimiento, en el día de ayer, a través de una nota presentada por el jefe del Departamento Médico Forense, Doctor Luis Leonardo Moyano, de un hecho ocurrido en la morgue judicial de Oro Verde vinculado a la entrega errónea de un cadáver a familiares de la persona fallecida, el Superior Tribunal de Justicia de Entre Ríos dispuso de manera inmediata el inicio de actuaciones administrativas para determinar las responsabilidades del lamentable hecho, que entre otros efectos ha originado un profundo dolor a esos familiares y allegados”.

En el marco de la intervención, el STJ designó en calidad de interventora a la vocal Susana Medina y al médico forense de Diamante, Doctor César José Luis Cáceres como asesor Técnico. El Secretario de Superintendencia Nº2 Esteban Simón, actuará como instructor sumariante.

En tanto que también se supo que el cuerpo entregado por error y que la familia de Cabeza veló y enterró corresponde a una mujer, “se debe subsanar este grave error porque se veló y enterró a otra persona, que no es Marcelo, sino que es una femenina que fue muerta por otro hecho violento y se encontraba hace varios años en la morgue judicial”, explicó a ElOnce el abogado Marcos Rodríguez Allende.

El letrado también indicó que el cuerpo de Cabeza, se encuentra actualmente en la morgue judicial de Oro Verde, “nunca salió de ese lugar y se le dará sagrada sepultura con la familia este miércoles”.

Por otro lado, el abogado querellante ratificó la Investigación Penal Preparatoria que “muy eficazmente la está llevando delante tanto el Ministerio Público Fiscal como la tarea desarrollada por la División Homicidios. Todas las pruebas nos conducen a que los autores materiales fueron Avalos y Rodríguez que hoy se encuentran en la unidad penal de Paraná”. También destacó “que la autopsia y todas las pericias se realizaron al cuerpo de Cabeza. “En esto no debe haber confusión. El error fue velar y enterrar a otra persona”.