El jueves le realizarán el tercer y último implante; luego volverá a Argentina para continuar con el tratamiento.


Renzo Oliva, el pequeño entrerriano que se está tratando en China para poder ver el mundo por primera vez, fue sometido al segundo implante de células madres este martes. El jueves se realiza el último implante. 

El pequeño nació con retinopatía del prematuro, gracias a la solidaridad de la gente logró juntar el dinero suficiente para someterse a un tratamiento que le permitiría recuperar hasta un 80 % de la visión. 

Segundo implante listo. Renzo duerme producto de la anestesia“, detallaron sus papas en las redes sociales donde comparten cada paso que da el pequeño y toda la información que le dan los médicos.

El jueves 28 se realiza el último implante y luego continuará el tratamiento en Argentina, según detalla AHORA. Los resultados no se verán de inmediato es por eso que Carla, mamá de Renzo había resaltado que “va a ser un tratamiento largo, hay que tener paciencia, porque puede demorar hasta un año en lograr el resultado óptimo“.

La ilusión de que Renzo vea está latente y el sueño de todos los que colaboraron para que el tratamiento se pueda realizar está más cerca. El pequeño contagia energía y alegría, por eso sus papás no dudan en compartir cada suceso que atraviesan.






Comentarios