El hombre, dueño de una reconocida armería con varias sucursales en la vecina provincia, fue interceptado en un control policial de La Paz cuando ingresaba desde Corrientes; en el baúl llevaba escondido a un ciudadano ucraniano indocumentado.


Efectivos policiales de la provincia de Entre Ríos, interceptaron en un control de rutina de la ciudad de La Paz a un hombre santafesino que se trasladaba en su automóvil Chevrolet Corsa proveniente de la provincia de Corrientes. 

Al solicitarle la documentación correspondiente, la policía pudo corroborar que el auto estaba a nombre de una persona radicada en el interior de Corrientes, mientras que el conductor exhibió su licencia con otro nombre al verdadero que más tarde se conocería.

Al solicitare al conductor que abriera el baúl para proceder con el control, este se negó argumentando que llevaba un ciervo Axis sin documentación; tras ser apartado los efectivos policiales abrieron el baúl y se encontraron con una persona escondida.

Según se supo, se trataba de un ciudadano ucraniano indocumentado y que habría ingresado a la Argentina de manera ilegal por Paraguay. El hombre, con antecedentes en España por portación de armas, robos, y falsificación de documentos, menifestó que quería llegar hasta Rosario para visitar a su novia que está embarazada.

La sospecha de los investigadores es que el inmigrante ilegal era trasladado por el empresario santafesino para que trabaje en una de las sucursales de su reconocida armería. El negocio tiene varios locales en la provincia de Santa Fe, uno de ellos en la capital sobre Boulevard Pellegrini, según informó Santa Fe 24.

Tanto el conductor dell vehículo como el ciudadano ucraniano fueron detenidos y trasladados a la departamental de La Paz y el vehículo fue secuestrado por orden de la fiscal María González.




Comentarios