La Policía de Oberá detuvo a un joven en el barrio Günther, por incumplir una orden de restricción de acercamiento hacia su expareja. El acusado se presentó en el domicilio de su expareja, sobre quién tiene prohibición de acercamiento y profirió insultos, además provocó desórdenes.

La madre de la víctima alertó a los efectivos del Comando Radioeléctrico Zona Centro sobre la situación y de inmediato se constituyeron a la calle Puerto Madryn del citado barrio.

Allí, observaron al sospechoso en cercanías del domicilio de la requirente y fue inmediatamente detenido por la Policía de Misiones. Luego de ser examinado por un médico policial en turno, fue puesto a disposición de la Justicia.