Su figura es tan cuestionada (por algunos) como inolvidable, tan excéntrica como impulsiva, y su exposición pública en Mendoza será siempre recordada, en especial tras su paso como director del ex Zoo, por el inicio de la restauración del barco La Cuyanita –que, aclara, todavía continúa- y por la idea de vaciar el lago del Parque San Martín para limpiarlo. Con 64 años y viviendo en Quilmes –aunque sin olvidar ni irse de Mendoza en sus objetivos-, el artista plástico Norberto Filippo quiere volver a la escena mendocina. Y lo hizo con una decisión que, de seguro, dará que hablar: dice estar dispuesto a restaurar el monumento del Cóndor del Acceso Este sin cobrar por su trabajo.

“Rescataría la obra que está y trabajaría con el apoyo de arquitectos e ingenieros. Yo me comprometo a hacer la restauración de la obra porque, aunque no nací en Mendoza, soy mendocino por adopción y la amo con toda mi fuerza. Y me parece que, como artista, no puedo cobrar por esa obra, porque se lo debo a Mendoza. Como artistas, debemos muchas cosas. Cóndor hay uno solo, y justo se le voló la cabeza, está deteriorado. Creo que es hora de que pongamos un poquito cada uno y lo restauremos”, destacó Filippo a Vía Mendoza, quien agregó que ha hecho muchas cosas ad honorem en el Parque San Martín y en Mendoza, como por ejemplo dar talleres de arte a internos de las cárceles de Boulogne Sur Mer y de San Felipe.

Filippo se ofreció a restaurar el Cóndor del Acceso Este sin costo: “Es una obligación como artista”. Foto: Los Andes.

El emblemático monumento del Cóndor del Acceso Este fue noticia durante la última semana. Luego de que la Municipalidad de Guaymallén anunciara que retiraría el original –que se encuentra decapitado a raíz de la última tormenta granicera fuerte de febrero - y lo reemplazaría por una nueva obra, hubo un descontento generalizado de importantes sectores de la comunidad. Y luego de que la familia de su creador, Juan Cardona, destacara a Vía Mendoza que resistirían a la decisión de la comuna de retirar la emblemática figura que da la bienvenida y despide a quienes llegan y se van de la Ciudad de Mendoza, el gobernador Rodolfo Suarez y el intendente de Guaymallén, Marcelino Iglesias acordaron que se restauraría el original y se destinarían los fondos necesarios para que pueda quedarse en el lugar y mantener su status de emblema que ya se ganó.

“En esta decisión yo no tengo ningún color político. Soy un respetuoso de las ideas y el tiempo dirá quién es cada uno y qué hizo cada uno. A mí, como artista, me pidieron un presupuesto y dije que el trabajo de la restauración lo hago gratis”, sintetizó Filippo en alusión a los comentarios que podrían llegar a surgir luego de su ofrecimiento.

Filippo se ofreció a restaurar el Cóndor del Acceso Este sin costo: “Es una obligación como artista”. Foto: Los Andes.

Y es que fue el concejal guaymallino del Frente de Todos, José Pozzoli quien lo contactó para pedirle presupuesto ante una posible restauración. Pero, además, Filippo fue funcionario provincial durante las gestiones justicialistas y mantuvo un vínculo muy cercano con el ex intendente de Guaymallén –también peronista-, Alejandro Abraham. De hecho, se hizo nacional y mundialmente conocido luego de regalarle durante una Fiesta de la Vendimia a la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner un cuadro de Néstor Kirchner que pintó con una técnica que combinaba pintura con vino.

“Yo no me voy a meter en la cabeza del intendente. Acá hay cosas que se tienen que separar y hay que escuchar lo que dice un artista antes de dar una opinión. Y no hablo del intendente de Guaymallén en particular porque no tengo trato con él. Lo único que sé es que si la decisión es: ‘Que Filippo no haga nada porque tiene otro color político’, ellos sabrán lo que hacen. Es una pieza de arte, no tiene color político. Y si yo lo puedo separar, ellos también podrían”, destacó el controvertido artista.

La técnica que usaría Filippo para restaurar el Cóndor del Acceso Este

Si bien tiene en claro que necesitaría adentrarse y explorar en detalle la obra para definir con precisión el trabajo que debería hacer con el cóndor, Norberto Filippo tiene en mente la técnica que utilizaría y los materiales.

Filippo se ofreció a restaurar el Cóndor del Acceso Este sin costo: “Es una obligación como artista”. Foto: Los Andes.

“Al cóndor hay que restaurarlo, hay que recuperarlo. Y tengo muchas formas de hacerlo con materiales que uso hace mucho tiempo. Serían derivados de los epoxis (NdA: una resina sintética, dura y resistente que se utiliza en la fabricación de plásticos). Y la técnica que tengo pensada es, por supuesto, resistente al granizo. Hoy se están empleando materiales que antes no existían y están pensados para tener una buena vejez. Se pueden bancar un hipotético vandalismo y las consecuencias de la intemperie”, resumió Filippo, quien no tiene dudas de que hay que restaurar no solo esa obra, sino otras que son patrimonialmente emblemáticas y valiosas.

Mendoza necesita cuidar su patrimonio cultural. Nosotros no podemos estar reemplazando monumentos. Esto te lo digo como artista: una escultura es una escultura y si es del patrimonio, se respeta. Desgraciadamente nunca hay presupuesto para ello. Entonces, los artistas, que vivimos de esa profesión, tenemos que destinar partes de nuestro tiempo a obras que queden. Y hacerlo desinteresadamente”, destacó.

Filippo se ofreció a restaurar el Cóndor del Acceso Este sin costo: “Es una obligación como artista”. Foto: Los Andes.

Y agregó que ni bien lo contactaron para que pase un presupuesto sobre cuánto cobraría por restaurar el cóndor, él fue contundente y destacó que solamente cobraría por los materiales, aunque no por la mano de obra. “No porque uno esté por encima de todo, sino porque hay que hacerlo. No se tiene que cobrar, es parte de nuestro patrimonio”, sintetizó.

Sigue restaurando La Cuyanita en Buenos Aires

Filippo regresó a su Quilmes natal (en la Provincia de Buenos Aires) a raíz de una complicación de salud de su hermano. Sin embargo, se considera un mendocino más y no duda en asegurar que volverá a Mendoza ni bien pueda.

Dentro de los rimbombantes anuncios que hizo tras convertirse en una figura pública en la provincia, una de las más llamativas fue la de restaurar el tradicional barco La Cuyanita, una embarcación que –en su primera versión- navegó por el lago del parque San Martín en la década de 1920. Luego hubo una segunda “Cuyanita” y que fue cuyo casco rescató Filippo en un depósito del parque y en la que comenzó a trabajar en su restauración. Cuando la encontraron, no era más que chatarra desechada y que ocupaba lugar.

Desde el primer momento, la decisión de Filippo fue la de restaurar el barco y su anhelo fue que vuelva al lago del parque. Aquí en Mendoza comenzó con estos trabajos y al casco de La Cuyanita, por ejemplo, comenzó a restaurarlo con ayuda de los internos de la cárcel de San Felipe a quienes les daba clases. Pero la meta quedó trunca, y el casco siguió varios años más en un rincón y ocupando lugar, aunque esta vez en la cárcel.

Filippo se ofreció a restaurar el Cóndor del Acceso Este sin costo: “Es una obligación como artista”. Foto: Los Andes.

Pero Filippo no ha abandonado este proyecto. “Hace muchos años vengo con el tema de La Cuyanita. Es arduo y agotador, pero sigo porque es una promesa que tengo que cumplir”, resume el artista, quien también está trabajando en un mural sobre la Guerra de Malvinas y que incluye 649 cuadros –uno por cada uno de los caídos en el conflicto de 1982- que se extenderán a lo largo de 7 cuadras.

“A la cúpula de La Cuyanita la estoy haciendo en El Tigre, desde cero, y tuve que reunirme con ingenieros navales. Tengo los planos conmigo y el casco sigue en Mendoza. Cuando me puse como objetivo lo de La Cuyanita, pensé que la cosa podía ser distintas, que los tiempos serían distintos y que iba a haber más ayuda. Pero no pasa nada, yo sigo. Y si los que se quejan me pusieran un electrodo, quizás ya lo habría terminado”, agregó con acidez.

Además, el artista dijo que está escribiendo un libro donde va a contar “la verdad del zoológico de Mendoza”. “Todo el mundo se enojaba porque había un oso polar en Mendoza, pero nadie se puso a investigar por qué estaba el oso polar en Mendoza. Hay cosas que tienen que salir a la luz. En el zoo yo era una molestia y me empezaron a pegar por eso, los de afuera y los de adentro, propios y ajenos”, sintetizó.

Filippo se ofreció a restaurar el Cóndor del Acceso Este sin costo: “Es una obligación como artista”. Foto: Los Andes.

El paso de Norberto Filippo por Mendoza

El cuadro de Kirchner que le regaló a Cristina Fernández fue el punto de partida del mediático y llamativo recorrido que Filippo surcó en Mendoza, aunque ya llevaba varias décadas en la provincia. Luego de ello vino su designación como director del Zoológico de Mendoza, la decisión y el anuncio de restaurar La Cuyanita y la inédita decisión de vaciar el lago del Parque San Martín para limpiarlo. Esto último llegó a concretarlo y, por primera y única vez, los mendocinos pudieron caminar por el interior del espejo de agua artificial mientras estuvo seco.

Sin embargo, los proyectos de Filippo en Mendoza fueron muchos, y gran parte de ellos quedaron truncos. Uno de ellos fue la construcción e instalación de recipientes de PVC dentro de bloques de hormigón para desechar pilas. La idea incluía, además, instalar sensores que indicaran si las pilas estaban lixiviando y era necesario variar esos contenedores o no. En el Parque San Martín, Filippo llegó a instalar uno solo de estos bloques de hormigón y que se convirtió, además, en un monumento de homenaje a Quino. Y es que en el lugar se agregó una figura de Mafalda. Pero no logró replicarlos ni extenderlos.

Filippo se ofreció a restaurar el Cóndor del Acceso Este sin costo: “Es una obligación como artista”. Foto: Los Andes.

Un fin de semana, por la tarde y con la idea de probar ante los ojos de la gente la resistencia de esos bloques de hormigón, Filippo colocó uno de ellos en el interior del lago vacío, elevó un auto con una grúa y –desde la altura- dejó caer el vehículo para que se estrelle contra el bloque. Sin dudas fue otro de los “momentos Filippo” del artista en Mendoza.

También dio clases de arte a presos en el Sistema Penitenciario de Mendoza y concretó –a medias- el incompleto Paseo de la Democracia en Guaymallén (a la altura del Puente de Hierro). Dentro de lo que llegó a hacer Filippo, logró conformar la silueta del ex presidente Néstor Kirchner en el parquizado de la zona para que, desde las alturas y en avión, se observara la imagen del ex mandatario. “En ese paseo iban a estar también los cubos de desechos de pilas. Y no era una obra partidaria, ya que estaba pensado como el ‘Paseo de la Democracia’, y al lado de la figura de Kirchner iba a estar la de (el ex presidente, Raúl Ricardo) Alfonsín. Pero quedó todo en veremos”, concluyó.