Es la segunda vez en el mes que vándalos destrozan un establecimiento, esta vez fue en Tunuyán.


La preocupación entre los vecinos crece, otra escuela más es atacada por malvivientes. Esta vez la institución Ventura Gallegos de Tunuyán fue saqueada el martes por la noche. Hace dos semanas la escuela Tomás Silvestre de Tupungato fue víctima de un ataque similar.

Hace dos meses que los establecimientos educativos cerraron sus puertas por el aislamiento social, preventivo y obligatorio por el COVID-19. Las clases se trasladaron al plano virtual y los edificios quedaron vacíos. Esta situación es aprovechada por delincuentes que ingresan a las escuelas, roban algunos objetos de valor y como el botín no les es suficiente, destrozan todo lo que hallan a su paso.

Escuela Profesor Tomás Silvestre de Tupungato.

El martes por la noche un grupo de vándalos ingresó a la escuela Ventura Gallegos que se encuentra en Colonia Las Rosas, Tunuyán. Se robaron un monitor CPU, un mouse, un teclado y una impresora.

El hecho fue denunciado ayer cuando personal del establecimiento ingresó y se percató de la falta de los objetos de computación. 




Comentarios