Desde la Municipalidad de General Pueyrredón aseguraron que no intimarán a los propietarios de comercio que realizan una protesta "a la japonesa".


Gimnasios, textiles y gastronómicos son algunos de los rubros que, este miércoles llevaron adelante una huelga en donde permiten el ingreso de clientes a sus locales a pesar de estar prohibido en General Pueyrredón por estar dentro de la fase 3 de cuarentena.

El coordinador de gabinete del Municipio, Alejandro Rabinovich, consideró que es legítimo el reclamo y destacó que “comprenden” la decisión de algunos sectores.

En ese sentido confirmó que el gobierno municipal, que conduce Guillermo Montenegro, no sancionará a los comerciantes y respetará su derecho a huelga.

“Escuchar a los sectores significa también entender su protesta y por eso consideramos que es necesario que toda la política marplatense se ponga al frente de esta discusión para conceder más habilitaciones por la situación laboral que estamos viviendo”, sostuvo el coordinador del gabinete municipal, Alejandro Rabinovich, en declaraciones al portal 0223.

También destacó que la protesta es un reflejo de la sociedad ante una crisis económica y sanitaria que atraviesa la ciudad. “Pedimos por favor a la Provincia y la Nación que Mar del Plata tenga una fase especial que sea acorde a la lógica de la ciudad”, declaró.

La protesta denominada “japonesa” ya fue aplicada por trabajadores de la construcción, gastronómicos, textiles, gimnasios y no se descarta que se sumen más rubros a una forma de reclamo que se comenzó a popularizar en la ciudad.




Comentarios