Esta semana se cumplieron 35 años desde la apertura del complejo donde está emplazada la Base de la Royal Air Force, un complejo que alberga alrededor de 2000 militares.


Luego del conflicto que enfrentó a nuestro país con Reino Unido, los ingleses vieron la necesidad de buscar un lugar donde emplazar una base que pueda albergar y desarrollar las actividades militares en las islas. Así fue que en 1985 inauguraron el Complejo de Monte Agradable, que cuenta, además de instalaciones edilicias de alojamiento, con dos pistas aéreas e instalaciones que permiten el desarrollo logístico.

Primer arribo de un avión británico a Monte Agradable

La apertura de este lugar marcó un antes y un después en la historia de las islas y en las vidas de los isleños, ya que con la apertura de este aeropuerto y el uso de las pistas e insolaciones, impulsó la actividad comercial y turística. Para la construcción de este lugar, el Ministerio de Defensa tuvo que negociar y logró un acuerdo para comprar el predio que supera los 33 kilómetros cuadrados.

Pista de Monte Agradable en 1985. Originalmente tenía 2500 metros, hoy alcanza los 3000.

El campo de aviación fue construido por un consorcio de empresas británicas de ingeniería civil y construcción. Fue diseñado para que operen aeronaves militares y civiles, dándole un sentido ambivalente al complejo, lo cual permite el despliegue de tropas militares para el apoyo de las guarniciones en Malvinas y de plataforma para vuelos turísticos, que en su mayoría provienen de Reino Unido, Brasil y Chile.

Monte Agradable recibía aviones de la línea de bandera Británica y aviones de la RAF desde el comienzo de su apertura. Luego se amplió el espectro a lineas de otras banderas.

En aquellos momentos los cálculos financieros arrojaron la suma de £ 190 millones para la construcción del lugar, pero los costos adicionales incluyeron la consolidación del camino que lo une con Puerto Argentino (55 kilómetros) y otras instalaciones que llevaron a desembolsar £ 215 millones.

Vista aérea de Monte Agradable – “La estrella de la muerte”, ese nombre le pusieron los británicos por la forma en que están dispuestas las pistas.

Hoy el complejo constituye una puerta de entrada aérea a las islas y una plataforma de proyección hacia la Antártida. En su predio existen comercios, talleres, casas de alojamiento para el personal discriminado por rango militar, lugares esparcimiento como cine, pileta, campos de deporte y bares. Hay talleres aéreos, automotores y carpintería.

Completo Monte Agradable.

También existe en su predio, el lugar de donde se despliegan helicópteros de última generación para búsqueda y rescate en casos de emergencia en cualquier punto de las islas y dentro del área ocupada por los británicos. A todo esto se le suma las instalaciones militares donde se observa la presencia de aviones de combate y transporte logístico, además de lugares de almacenamiento de municiones de combate.

Helicópteros SAR (Búsqueda y Rescate).

Dos aviones Eurofighter Typhoon en maniobra de adiestramiento.

Operando con todo los estados del tiempo. Airtanker A330 en Monte Agradable.

Reaprovisionamiento de combustible en vuelo. A400 y Eurofighter Typhoon.




Comentarios