La escases de vacunas contra el coronavirus es algo de público conocimiento, las demoras en la inmunización también, pero a pesar de estas limitaciones las estafas sobre este tema están e indignan. En Berisso detuvieron a un hombre de 48 años por robar dosis de la Sinopharm y venderlas a $5.000; la situación fue denunciada por el intendente local, Fabián Cagliardi.

//Mirá también: Cuáles son las provincias con más personas vacunadas contra el coronavirus

El sujeto era empleado temporal del Ministerio de Salud bonaerense y trabajaba en un centro vacunatorio de Berisso, allí aprovechaba para buscar posibles “clientes”. Según detalla 0221, la situación salió a la luz porque el hombre le dejó su número de contacto a una vecina a la que le ofreció una dosis: las autoridades llamaron y descubrieron que vendía cinco vacunas por cinco mil pesos.

Al confirmar esta estafa y delito, se pactó una venta el día lunes: se iban a encontrar en el Parque Cívico. Personal de la DDI logró detenerlo y secuestraron ocho ampollas que el estafador tenía con él, pero dentro del taxi en el que se movía encontraron 12 más vacías junto con jeringas, un refrigerante, su teléfono celular y dinero en efectivo.

//Mirá también: Se demora hasta fin de mayo la llegada de las vacunas de AstraZeneca

Según detalla Clarín, el sujeto fue identificado como Leonardo Álvarez, y quedó detenido a disposición de la UFI N°3 por el delito de “hurto agravado y estafa”; interviene el fiscal Marcelo Martini. Al parecer había sido contratado de manera temporal para trabajar en el área de logística en una sede de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE).