Tras una reunión entre miembros del Instituto Misionero de Biodiversidad (IMiBio) y el presidente de la Cooperativa Recicladora Cataratas, se acordó comenzar a producir y comercializar compost con los residuos vegetales que llegan a la Planta de Separación y Transferencia de Puerto Iguazú.

Este proyecto de compostaje comunitario fue presentado por los ingenieros Paula Álvarez y Germán Montalvo del IMiBio, en una reunión con el presidente de la cooperativa Julio Ferreira. De esta manera se busca aprovechar económicamente los residuos y desechos de la planta.

Se trata de una idea de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos (GIRSU) que busca el aprovechamiento de los residuos creando fuentes de trabajo genuinas con el foco puesto en la biodiversidad.

De esta manera, la cooperativa implementará composteras en el predio de la planta y posteriormente comercializará el producto que es utilizados para huertas y jardinerías. El IMiBio brindará la capacitación y asesoramiento técnico al personal.