La situación epidemiológica en la región de Ciudad del Este es crítica, alto número de contagios, circulación de casos comunitarios y reinfección. El director de la Décima Región de Salud, Dr. Hugo Kunzle, describió como vergonzosas las fiestas y multitudes con jóvenes durante el fin de semana.

El médico informó que en las últimas 6 o 7 semanas hubo un aumento en el pico de casos positivos y que la ocupación de las camas en la Unidad de Cuidados Intensivos alcanza el 100%. Agregó que, si bien la región ha crecido en el número de camas calificadas, actualmente están atendiendo por encima de su capacidad.

“En una sala normal, la semana pasada teníamos 35 pacientes hospitalizados, ahora tenemos 55. Esto refleja que en la comunidad hay un número muy alto de personas infectadas y una gran cantidad de circulación comunitaria”, explicó.

Agregó que en cualquier momento uno de esos 55 pacientes puede descompensarse y que será difícil colocarlos en una cama con ventilación mecánica ya que en Paraguay la situación en los hospitales públicos es bastante complicada.

Por otro lado, dijo que los profesionales de la salud están sintiendo con fuerza el ataque de esta segunda ola en el departamento. “Actualmente tenemos un médico serio en cuidados intensivos, cinco enfermeras hospitalizadas y varias aisladas”, dijo el Dr. Kunzle.

Lamentó que hubo una relajación en las medidas sanitarias . “Escenas de baile vergonzosas de multitudes, principalmente jóvenes, en eventos que ya no son fiestas clandestinas, en este momento vemos fiestas organizadas por grupos de eventos en hoteles, restaurantes, pubs y, en ese sentido, pedimos la colaboración de los órganos de seguridad, para que la Policía y el Ministerio Público intervengan y hagan cumplir el protocolo de salud“, concluyó.

Fuente: Portal da Cidade