Los bomberos locales se retiraron de la Aduana y solo Gendarmería trabaja con los turistas.


A pesar del anuncio del presidente Alberto Fernández de que el país suspendía hasta nuevo aviso la repatriación de los argentinos varados en el exterior y mientras Puerto Iguazú anunció el cierre de sus fronteras, la llegada de turistas provenientes de Brasil continúa y siguen ingresando al país sin problema.

Si bien la decisión anunciada por Fernández se hizo a través de un medio de comunicación, todavía no se publicó en el Boletín Oficial, por lo que en Iguazú la Dirección de Migraciones no recibió todavía ninguna instrucción sobre el tema.

“Los afectados deberán esperar un poco para volver al país. Salvo algún caso excepcional los regresos están restringidos”, enfatizó el primer mandatario en una entrevista televisiva, y adelantó que ya instruyó al canciller Felipe Solá para que el Estado ayude a quienes tienen que esperar afuera del país.

Este jueves, el operativo de traslado de la gente que va llegando al paso de frontera de Iguazú, está a cargo de Gendarmería, teniendo en cuenta que los Bomberos Voluntarios desde ayer suspendieron ese aporte.




Comentarios