Con la reciente creación del municipio de Pozo Azul, una serie de parajes que antes pertenecían a la ciudad de Bernardo de Irigoyen quedaron para la nueva comuna del norte provincial. Sin embargo, por diversas razones, los intendentes de ambas localidades acordaron que las parcelas en cuestión regresen a Irigoyen, razón por la cual se debió presentar un proyecto de ley que reforme la distribución geográfica que estableció la ley XV-N°17, del 12 de octubre de 2017.

Se trata de un territorio que comprende 522 parcelas y abarca los parajes Colonia Itatí, Colonia Tres Vecinos, Piedras Blancas, Cruce Inter, Laguna Azul y Piray, entre otros.

En ese sentido, la Comisión de Asuntos Constitucionales, de los Derechos Humanos, Municipales y Juicio Político de la Cámara de Representantes le dio dictamen a un proyecto del diputado y exgobernador misionero, Hugo Passalacqua, que significa un paso importante en la demarcación final del territorio de los municipios de Pozo Azul y Bernardo de Irigoyen.

Fue el actual vicepresidente de la Legislatura quien se hizo cargo de zanjar la cuestión surgida en mayo de este año, a raíz de un pedido realizado por los intendentes Edgar González (Pozo Azul) y Guillermo Fernández (Bernardo de Irigoyen), quienes solicitaron la consideración para modificar los límites de ambas comunas.

Bernardo de Irigoyen: 9.000 hectáreas regresarán al municipio.

Como fundamento, los jefe comunales de la renovación sostuvieron que existen sectores territoriales que quedaron incorporados al municipio de Pozo Azul que “por su ubicación geográfica, accesibilidad y sentido de pertenencia” resultaba conveniente que volvieran a pertenecer a la órbita de Irigoyen.

Cuando se retomen las sesiones de la Legislatura y se apruebe en el recinto el mencionado dictamen, sólo restará la promulgación de la misma al ser publicada en el Boletín Oficial provincial.