Murió el segundo hombre herido en el tiroteo con un barrabrava de Belgrano

El sujeto estaba internado desde el 30 de mayo, tras una feroz balacera entre vecinos.

Murió el segundo hombre herido en el tiroteo con un barrabrava de Belgrano

El barrio Los Plátanos de la ciudad de Córdoba se vio envuelto en una feroz balacera durante la noche del jueves 30 de mayo. El enfrentamiento se produjo entre un barrabrava de Belgrano y los vecinos de la zona, y terminó con dos hombres heridos de gravedad, quienes fallecieron.

De acuerdo a información policial, no se descarta alguna disputa interna por la conducción de la barra del club, debido a que uno de los heridos es Cristian “Coquito” Torres, de 39 años.

TIROTEO CON UN BARRABRAVA DE BELGRANO: HAY DOS MUERTOS

La disputa se habría ocasionado por una usurpación. Torres resultó con una herida de bala en la pierna izquierda y fue derivado al Hospital Elpidio Torres, donde quedó internado en calidad de detenido.

Uno de los heridos era un hombre de 33 años, quien recibió un disparo en la cabeza y tenía la bala alojada en el occipital derecho. El impacto le provocó pérdida de masa encefálica. Se encontraba internado en el Hospital San Roque.

Un barrabrava de Belgrano se enfrentó a vecinos de barrio Los Plátanos.
Un barrabrava de Belgrano se enfrentó a vecinos de barrio Los Plátanos. Foto: El Doce

Finalmente, el sujeto falleció. El segundo lesionado de 46 años era un familiar de éste, que tenía un impacto de bala en la ingle. La Policía confirmó este viernes 14 de junio el deceso de la persona que estaba internada en el Hospital de Urgencias.

CÓMO FUE EL FEROZ TIROTEO EN CÓRDOBA

Según información policial, la disputa se originó en una discusión que mantuvo Torres, el barrabrava, con un joven de 24 años durante la mañana. Torres regresó al lugar en su auto y abrió fuego contra los familiares del muchacho, dos hombres de 33 y 44 años.

El barra apareció en un puesto policial diciendo que había participado de un intercambio de disparos. Ante esta situación, fue trasladado en el patrullero al Hospital Elpidio Torres. En el lugar de la balacera, los policías encontraron manchas de sangre y 12 vainas servidas de calibre nueve milímetros.